DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Ribadeo fabrica un vermú para todo el país con el nombre “Arnao”

“Es un homenaje a Asturias”, dice el promotor, el lucense José Antonio Veiga, cuya fábrica puede producir 6.000 botellas por hora

José Antonio Veiga, ayer, durante la presentación de la bebida, de nombre “Arnao”. | Reproducción A. M. S.

José Antonio Veiga, ayer, durante la presentación de la bebida, de nombre “Arnao”. | Reproducción A. M. S.

El vermú “Arnao”, hecho en la villa lucense de Ribadeo y que se podrá comprar en grandes superficies comerciales de todo el país, es un homenaje a la playa asturiana del mismo nombre del vecino concejo de Castropol. El promotor de la nueva marca de vermú, el lucense José Antonio Veiga, desveló ayer durante la presentación pública del producto que la denominación de la bebida “es un recuerdo a una playa muy bonita que hay en la margen asturiana”, en la bocana de la ría del Eo. “Es un pequeño homenaje a la ría y a la comunidad vecina, Asturias, porque quisimos hacer una simbiosis de Galicia y Asturias”, explicó Veiga.

El vermú, que empezó a producirse para un mercado comarcal muy reducido en 2019, se elabora en las instalaciones de Discosta Norte, en Ribadeo. “Como gustó mucho, nos lo pedían a nivel particular”, contó ayer Veiga para justificar el salto al mercado nacional, donde se ha encontrado con mucha competencia.

La bebida, con sello íntegro gallego y mención expresa a Asturias por su nombre, es un vino hecho con uva godello y especias.

Diseño de la botella

El diseño de la botella ha generado también mucho interés. “Nos inspiramos en un lugar y en la historia”, dijo el promotor. De este modo, en alusión a un lugar con encanto está el sello asturiano, la playa de Arnao que da nombre a la vivida. En cuanto a la historia, en los recipientes se pueden ver imágenes relacionadas con la emigración “y con el retorno de indianos, que en Ribadeo tuvo mucho peso”, subrayó Veiga.

La fábrica de Discosta Norte tiene capacidad para producir hasta 6.000 botellas por hora. Se espera que el nombre de la botella genere interés y, de alguna manera, promocione la playa asturiana. La elección del empresario lucense choca con la conflicto abierto entre comunidades por la elección del topónimo ría del Eo o ría de Ribadeo.

Compartir el artículo

stats