Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La oficina del DNI de Luarca, un servicio “vital” que crece pese a la despoblación

Desde junio, cuando entró en vigor el formato europeo, la sede ha tramitado 1.350 documentos

A la derecha, el jefe de la comisaría, Carlos Martínez, y el agente Ángel Alberto Garrido, en la oficina del DNI de Luarca. | A. M. Serrano

La oficina del Documento Nacional de Identidad (DNI) de Luarca es un servicio “muy cuidado” de la comisaría de la Policía Nacional en la comarca, la más pequeña de Asturias. Desde que el pasado junio se implantó el llamado DNI europeo ha tramitado 1.350 documento y 227 pasaportes.

El jefe de la comisaría e inspector Carlos Martínez asegura que la función de esta oficina es “vital“ en zonas rurales con población dispersa y gana protagonismo por su esencial servicio público. En Luarca, lejos de ir a menos por la pérdida de población del Occidente, cada vez es más importante. “Vemos que crece y se mima”, destaca Martínez. De hecho, aunque la comisaría es una de las más pequeñas de España se hacen todo tipo de trámites de extranjería, salvo la petición de asilo y refugio, asemejándose a las comisarías de las grandes ciudades como Oviedo y Gijón.

En los últimos tiempos se ha detectado una gran demanda para la expedición del DNI. Es habitual que los vecinos de una parte de la Mariña lucense, los que viven más cerca de la frontera con Asturias, se desplacen la Luarca; y en verano son muchos los turistas llegados de otros puntos de país que renuevan su documento en la Policía Nacional del concejo valdesano.

Maximino Vázquez, durante uno de los trámites.

En la comisaría, cuenta Martínez, están especialmente “orgullosos” del servicio móvil de la expedición del DNI. Al año viajan a entre 15 y 18 concejos del Occidente asturiano y a cada uno de ellos hacen dos viajes. Uno para recabar la documentación necesaria y otro para entregar físicamente el documento. “De momento, no podemos darlos en el acto, pero este servicio llegará en un futuro”, vaticina Martínez, quien asegura que es “muy gratificante” viajar a los pueblos y ver que los vecinos de estas zonas de Asturias agradecen el desplazamiento de la Policía Nacional. En números, es habitual que al año se realicen casi 35 salidas a cargo de dos funcionarios.

La oficina del DNI Luarca ya no tiene lista de espera gracias a un “gran esfuerzo” por parte de personal adscritas, dos funcionarios del cuerpo general del Estado y dos agentes del Cuerpo Nacional de Policía.

En los meses de noviembre y diciembre del año pasado y enero del presente la sede policial abrió por la tarde, citando a todas las personas que tenían el documento caducado y no pudieron hacerlo en tiempo y forma por la pandemia.

El cartel que avisa de la posibilidad de sellar las credenciales del Camino de Santiago, en el exterior de la comisaría.

El cartel que avisa de la posibilidad de sellar las credenciales del Camino de Santiago, en el exterior de la comisaría.

En materia de extranjería el volumen de trabajo también aumenta a medida que pasan los años. “Es normal que suceda; cada vez el mundo es más global y en Luarca, como en otro lugar, nos encontramos con personas que necesitan de este servicio”, subraya el jefe de la comisaría. En la capital de Valdés también es habitual recibir a extranjeros que llegan a la costa en barco. El año pasado también se implantó el sello credenciales para peregrinos. Este verano pasaron por la sede policial de Luarca cuatro, si bien “esperamos tener mejor acogida en el futuro”.

El reto, ahora, “es seguir creciendo en servicios recursos”. En 2019, la oficina hizo 4.700 documentos de identidad, de ellos 855 con desplazamiento a la zona rural, y 1.190 pasaportes.

Compartir el artículo

stats