Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La campaña de pesca del pulpo empieza antes en Asturias y muy pendiente del tiempo

La flota adscrita a la marca de calidad MSC se mantiene estable, con una treintena de embarcaciones que se encuentran en activo

Alejandro García, pescando pulpo en la costa de Viavélez, en una imagen de archivo. | | ÁLVARO FUENTE / MSC

La campaña de pesca del pulpo común comenzará oficialmente este lunes en Asturias con la principal novedad del cambio de fechas. No en vano, se adelanta un mes con respecto a la pasada temporada, que se prolongó desde el 15 de diciembre hasta el 15 de julio. En este caso, los pescadores adscritos al plan de gestión del preciado cefalópodo, comenzarán a trabajar unos días antes, pero deberán dejar de faenar el 15 de junio.

La mala previsión del mar para la semana que viene deslucirá posiblemente el comienzo de la campaña y es previsible que en los primeros días ninguno o solo “algún atrevido” capture el pulpo entre las rías del Eo y San Esteban de Pravia donde opera el plan de gestión. Además, en la zona hay un total de cinco cofradías que poseen el sello de calidad Marine Stewardship Council (MSC), cuya certificación se renovó el pasado septiembre tras cinco años de buenos resultados.

El vicepresidente de la Asociación de Armadores de la Pesquería del Pulpo con Certificado de Sostenibilidad (Arpesos) y patrón mayor de Viavélez, José Manuel García, explica que, pese a que llevan dos campañas con cifras no demasiado halagüeñas en lo que a capturas se refiere, empiezan la actual con buenas sensaciones. “Tenemos ilusión, pero hay que ver lo que pasa porque depende mucho del tiempo”, señala.

Sin embargo, son optimistas porque los compañeros gallegos ya llevan semanas faenando con cifras de capturas bastante aceptables. “Pensamos que algo va a salir. En Galicia ya están pescando más que el año pasado y tenemos ilusión”, precisa, convencido de que las capturas tienen ciclos y hay años más abundantes que otros. “Es verdad que llevamos dos años poco abundantes, pero confiamos en que este sea mejor”, añade.

En la marca MSC cuentan con una treintena de barcos adscritos, una cifra que se mantiene estable pese a registrarse altas y bajas de pesqueros. Entre las novedades de esta campaña está el hecho de que se ha autorizado el pesaje en la Cofradía de Luarca, que se adhirió al plan a principios de año. Desde Arpesos tienen claro que “cuantos más seamos mejor” y están tratando de que el mayor número de cofradías del plan de explotación se incorporen al sello. De hecho, aunque son cinco las cofradías certificadas, hay barcos provenientes de un total de siete cofradías del Noroccidente.

El patrón mayor de Luarca, Manuel Jesús Iglesias, explica que en suelo valdesano cada vez son más los barcos adscritos a MSC atraídos por los buenos precios de venta que adquiere el pulpo certificado. “Se logran precios muy competitivos”, señala el patrón valdesano, que también augura una mala semana para el estreno de la campaña. “Las previsiones para la semana que viene son malas no, lo siguiente. El único día medio bueno es el lunes, pero dudo que nadie se arriesgue a echar las nasas del pulpo, así que imagino que la semana que viene no salgan y que la mayoría metan las nasas a bordo para cuando se puedan echar a la mar”, explica.

181 toneladas

Las condiciones de la pesca son idénticas para todo el plan de explotación, independientemente de que estén adscritos o no a la marca de calidad MSC. La pesca deberá realizarse únicamente en horas diurnas, debiendo las embarcaciones regresar a puerto antes de las cinco de la tarde y estando prohibido ejercer entre las cinco de la tarde del viernes y las doce de la noche del domingo. Se autoriza, eso sí, a que las nasas permanezcan caladas con cebo durante el periodo de descanso de los marineros.

El único aparejo permitido para la captura del pulpo es la nasa, considerada así la que tiene una boca inferior a los 14 centímetros de diámetro. Además, el número máximo de nasas por embarcación será de 125 por tripulante hasta un máximo de 350 por embarcación para embarcaciones de tres o más tripulantes. El cupo de captura en esta campaña será de 10.000 kilos por embarcación, no pudiendo cederse entre embarcaciones. Por su parte, el cupo máximo total de capturas se ha fijado en 181 toneladas.

Compartir el artículo

stats