Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

"Estaremos eternamente agradecidos a la gente que cada año recuerda a Sheila", dice la madre de la joven asesinada en 2004 en Degaña

“La Guardia Civil hizo su trabajo, falta que la justicia haga el suyo”, clama la madre de la joven en un acto por el 18.º aniversario de su asesinato

La lectura del manifiesto en la concentración de ayer ante el Ayuntamiento. | Reproducción de T. C.

Degaña no faltó a su cita con Sheila Barrero y, como cada 25 de enero, a las puertas del Consistorio se recordó su trágico asesinato, hace dieciocho años, y se reclamó “justicia”. Su madre, Julia Fernández, agradeció, una vez más, el aliento vecinal. “El Ayuntamiento está haciendo mucho por todos nosotros, cada año pide justicia para Sheila. Le estaremos eternamente agradecidos y también a la gente que año a año se reúne con nosotros para recordarla”, subrayó.

Para la familia Barrero no fue un día fácil, pero quiso dejar claro que no se rinde en su lucha para lograr que se juzgue y resuelva el crimen. “La Guardia Civil hizo su trabajo, falta que la justicia haga el suyo para esclarecer el asesinato. Nosotros jamás nos vamos a rendir, pero es muy triste que, además de luchar contra el dolor, tengamos que luchar contra la injusticia”, apuntó la madre de la joven, asesinada a los 22 años de edad. Cabe recordar que el caso se reabrió por segunda vez en 2015, decretándose su sobreseimiento en 2020, a instancias de la Fiscalía, al considerar que no había pruebas concluyentes contra el único investigado, un hombre de Villablino (León).

El Pleno celebrado ayer, a las once de la mañana, cumple con un acuerdo del 1 de febrero de 2004, pocos días después del asesinato de la joven degañesa, según el cual cada 25 de enero sería día de luto oficial en memoria de Sheila. Al alcalde, Óscar Ancares, le tocó leer la declaración institucional, cuyo fin es “acompañar a la familia en su profundo dolor al recordar tan fatídica fecha” y, también, unirse a su “desesperación e incansable lucha por conseguir encontrar a los culpables”. En el texto se hace referencia a las “constantes idas y venidas en el caso que nunca llevan a ninguna parte” y que menguan las esperanzas de cerrar este fatídico suceso ocurrido el 25 de enero de 2004 en el alto degañés de La Collada. Con el añadido, continúa el documento institucional, de que los plazos de prescripción “juegan a la contra” en el objetivo de que alguien pague por el asesinato de Sheila Barrero.

Los tres grupos políticos de Degaña, unidos en este acto, expresaron su “apoyo a la familia, profundo respeto y comprensión, deseando que al fin encuentren la paz y puedan cerrar un capítulo personal y judicial que ya va durando demasiado”. El documento, que se volvió a leer en la concentración silenciosa celebrada frente a la Casa Consistorial, será enviado a los presidentes de los gobiernos central y autonómico, Pedro Sánchez y Adrián Barbón, respectivamente; al Ministerio de Justicia y a la Delegación del Gobierno en Asturias.

Respaldo

“Una vez más, la gente ha respondido y ha mostrado su apoyo a la familia, que estuvo presente al completo y muy agradecida por el respaldo que reciben”, señaló Ancares tras el acto, que congregó a alrededor de un centenar de personas. El portavoz de Foro Asturias, Miguel Ángel Fernández, se unió a la reclamación de que se haga justicia con un caso que “la Guardia Civil da como resuelto”, e hizo hincapié en el “respaldo” total a la familia de la joven. Desde el Partido Comunista de los Trabajadores de España (PCTE) ejerció ayer de portavoz José Antonio Álvarez y expresó también todo su “apoyo a la familia”. Y añadió: “Queremos que, de una vez por todas, la justicia tome cartas en el asunto, porque es vergonzoso e indignante que después de dieciocho años estemos sin saber cuánto tiempo más nos queda para resolver el asesinato de nuestra vecina Sheila”.

Compartir el artículo

stats