Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La playa de Tapia, vista con ojos de geólogo: “Sus rocas emulan a las del Himalaya”

La Universidad celebró su “Geolodía” con una ruta didáctica entre Anguileiro y el puerto local

Pedro Farias, dando explicaciones a uno de los grupos. | T. Cascudo

“Vamos a meternos en las entrañas de una antigua cordillera de más de trescientos millones de años. Tenía las dimensiones del Himalaya en altura y era más larga”. Son palabras del geólogo asturiano Pedro Farias al comienzo de una aventura que podría imaginarse entre escarpadas montañas, pero que tuvo lugar en la misma orilla de la playa de Tapia. La Facultad de Geología de la Universidad de Oviedo eligió ayer la capital tapiega para celebrar este año en Asturias el “Geolodía”, una actividad promovida a nivel estatal por la Sociedad Geológica de España.

Farias continúa su relato explicando que si pudiéramos entrar dentro de la espectacular cordillera asiática veríamos cosas como las que se ven a ras de arena en Tapia. “Resulta que esa cordillera antigua fue erosinada y la erosión llegó a un nivel que permite que salga a la superficie, así que las entrañas las vemos aquí”, añadió el experto, quien detalló infinidad de curiosidades a los integrantes de su grupo.

Les habló, por ejemplo, de lo difícil que es entender la geología desde la óptica de la corta existencia de la humanidad. “La tierra tiene una edad estimada de 4.600 millones de años y la humanidad, como máximo, un millón de años. Si comparamos la edad de la tierra con un día, el hombre estaría en los 0,7 primeros segundos del día”, añadió Farias.

Los profesionales se esforzaron en mostrar los “pliegues y foliaciones” que presentan unas rocas con una antigüedad que ronda los quinientos millones de años y que se deformaron a nada menos que diez kilómetros de profundidad.

El “Geolodía” tapiego llevó por título “La geología del Occidente de Asturias: en las entrañas de una cordillera” y contó con una amplia participación de público, animado por el día de sol y buena temperatura. La ruta comenzó en la playa del Anguileiro y concluyó en el puerto tapiego, tras dos kilómetros y medio de trayecto.

Cuenta la estudiante de doctorado y organizadora Adriana G. Flórez que se apostó por la comarca occidental porque la mayoría de estas citas recayeron en los últimos años en el oriente y el centro de la región. Explicó que el objetivo de estas rutas geológicas es “mostrar el entorno cotidiano con otros ojos” y enseñar a la gente a entender el paisaje.

Compartir el artículo

stats