El alumnado del colegio público de Cornellana, en Salas, conoció ayer de primera mano cómo trabajan los equipos cinológicos del Ejército. Es decir, las unidades caninas que trabajan en la detección de explosivos y estupefacientes. El equipo del acuartelamiento de Cabo Noval realizó una exhibición con un pastor alemán y dos pastores belgas, en la que también participaron los estudiantes portando objetos de señal para los animales. Además, disfrutaron mucho viendo a los perros en carreras de obstáculos y ejercicios de obediencia.