Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sentido homenaje en Tineo a Julio Fernández Lamuño: "Hizo mucho por el sector agrario en el Occidente"

La Escuela de Selvicultura pone a la biblioteca del centro el nombre del perito, que también fue cronista oficial del concejo y que falleció el pasado julio

Los estudiantes Javier Cernuda, Diego Menéndez y Jairo Feito, ayer, tras descubrir la placa con el nombre de Julio Fernández Lamuño en la biblioteca de la Escuela de Selvicultura de Tineo. | S. Arias

Estudios sobre cultivos, el desarrollo de grandes extensiones de pastizales o la mejora genética del ganado son algunos de los avances agroganaderos que impulsó el perito agrónomo de la extinta Diputación de Oviedo Julio A. Fernández Lamuño, quien fue cronista oficial de Tineo hasta su muerte, a los 102 años, el pasado mes de junio. Parte de su trabajo quedó negro sobre blanco en el libro "La Granja Agrícola de Tineo 1925-1975" que, junto con la antigua granja agropecuaria experimental del concejo, que dirigió durante años, son el origen de la actual Escuela de Selvicultura del Instituto de Educación Secundaria IES Concejo de Tineo. En el centro iniciaron ayer el curso de Formación Profesional y fue la jornada elegida para rendirle con un sentido homenaje durante el que se dio su nombre a la biblioteca del equipamiento.

"Fue una persona que hizo mucho por el sector agrario del Occidente de Asturias y este acto es un homenaje a su figura, a toda una vida de empeño por mejorar y sacar adelante las explotaciones agrícolas asturianas, por lo que consideramos que qué menos que darle homenaje tras dejarnos este año", señaló Juan Manuel Castaño Suárez, jefe del departamento de Agraria, que organizó el reconocimiento a Fernández Lamuño.

El acto comenzó con dos conferencias en las que glosaron la figura del perito agrónomo, que también era hijo adoptivo de Tineo y miembro emérito del Real Instituto de Estudios Asturianos (RIDEA). Laureano García, presidente de la Asociación "Amigos del Camino de Santiago Asturgalaico del Interior", ahondó en su faceta como investigador agroganadero ante los estudiantes: "Sus investigaciones abrieron grandes pastizales en las zonas altas, algo que aprendió cuando fue a Estados Unidos con una beca, también la mejora genética del ganado y fruto de su trabajo es la raza de xato culón o la mejora de los toros de cría".

Senén González, durante su conferencia, ante la mirada del director del IES, David Rodríguez, y el jefe del departamento de Agraria, Juan Manuel Castaño.

Una profusa investigación científica que desarrolló también en las fincas de la granja agropecuaria experimental que dirigió desde 1948. "Hizo un trabajo ímprobo que trascendía mucho lo que era su obligación como funcionario de la Diputación, se volcaba en todo", apreció García. El trabajo científico de Fernández Lamuño se ha convertido en "un importante legado" para el avance y mejora del campo asturiano que hizo con mucho esfuerzo y largos viajes a lomos de caballos "en los que obtenía estadísticas, recogía muestras de la tierra y, una vez realizada esta labor, siempre iba a la iglesia de la zona, donde escudriñaba paredes, ojeaba libros parroquiales y pedía que le contasen antiguas canciones, viejos relatos y romances", señaló Senén González, presidente de la Asociación Cultural "Conde de Campomanes", quien repasó su vida personal y su pasión por el arte y la cultura.

Tras las conferencias, que se desarrollaron con la presencia del director del IES Concejo de Tineo, David Rodríguez Cortina, se procedió a acudir hacia el punto que alberga el fondo bibliotecario de la Escuela de Selvicultura tinetense, donde su libro es "una Biblia" para los estudiantes de los ciclos formativos. Fueron Javier Cernuda, Diego Menéndez y Jairo Feito, alumnos de Formación Profesional Básica de Aprovechamientos Forestales, los encargados de descubrir la placa que lleva el nombre de Fernández Lamuño en la biblioteca como homenaje y agradecimiento a sus estudios. Tal y como recordó Senén González, su trabajo supuso el auge de las ganaderías de carne y leche en la comarca, es decir, también "la creación de puestos de trabajo".

Compartir el artículo

stats