Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La crítica de Monegal: Catalán que vas a Madrid, o eres traidor o eres facha

Viñeta sobre Eugeni d’Ors en TV-3. TV-3

Acaba de estrenar TV-3 un penúltimo ejercicio de ‘conyeta nostrada’, usando esta vez la palabra ‘literatura’ como pretexto de enganche (‘Una història de la literatura’). Lo presenta Elisenda Pineda asistida por las peculiares ocurrencias de Godai Garcia, y de vez en cuando se escucha la orfandad de algún arpegio que brota de un piano blanco que acaricia el cantautor Eduard Gener.

Mis admirados Emma Riverola y Josep Maria Fonalleras ya han advertido en El Periódico que ni es un programa sobre literatura ni sobre historia, más bien un intentar ser graciosos partiendo de no haber leído nada. Permítanme ampliarlo. Pongamos por caso Eugeni d’Ors, el primer autor que han ‘tratado’. Le han dedicado este apunte biográfico: "Escritor, filósofo y fascista. Marchó a Madrid renegando de Cataluña y del idioma; nada, por cierto, que no hagan todos los catalanes que se van a Madrid", añadiendo luego pinceladas sobre su pensamiento ("Quería una Cataluña fuerte, ¡dentro de España!") y advertencias sobre el ‘noucentisme’ ("Orden, valores clásicos, matar activistas sindicales, cazar brujas y quemarlas").

O sea, una semblanza de Xènius –nacido en Barcelona y fallecido en Vilanova i la Geltrú– como un facha, un ‘traidor’, un ‘mal català’, como dicen en la ‘nostrada’ terminología actual. Hombre, los ramalazos fascistoides del pensamiento d’orsiano han sido muy bien estudiados por historiadores como Vicente Cacho Viu (Quaderns crema) y más recientemente por Andreu Navarra (Tusquets). Ambos se han acercado a D’Ors con pulcritud analítica, estudiándolo. Josep Pla, en su ‘Quadern gris’, le dedica una semblanza titulada ‘La defenestració’, lamentándola a pesar de no ser un autor que le complazca. Un autor que, aún inmerso en lo totalitario, tiene escrito en su ‘Glosari’ pensamientos tan hermosos como "la patria se puede fiar más de un crítico que trabaja, que de un patriota vociferante". Tras su muerte, a D’Ors le rindieron homenaje artistas como Clarà, Guinovart, Miró, Tàpies...

¡Ah! No solamente es ignorancia lo que desprende este programa. Es sobre todo la necesidad de que la ‘teranyina’ de TV-3 no decaiga. Esa red, tupida, de graciosos unidireccionales por encargo. Me voy a acercar esta tarde al Turó Park, a ver si sigue allí la estatua de ‘La ben plantada’. Quizá un ‘escamot’ de ‘bons catalans’ ya la hayan destrozado a martillazos.

Compartir el artículo

stats