Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

José María de Loma

Astérix

El fallecimiento del dibujante francés Albert Uderzo

Ha muerto a los 92 años el legendario dibujante francés Albert Uderzo, creador junto a René Goscinny de Astérix el galo. Cuántas horas de felicidad con esas historias, esos tebeos, esos cómics, que se dice ahora. En efecto: ¡Están locos estos romanos! Hay gente que es más de Tintín, que

Aún conservo alguno de esos álbumes (así de raro es el plural de álbum, que tal vez debería ser álbunes): "Astérix el galo", "Astérix gladiador", "Astérix y los godos". En fin, ese Obélix, que se cayó de pequeño en la marmita. Todos conocemos a alguien que de pequeño se cayó en alguna marmita y por eso ya conviene no darle nunca más de eso de lo que abusó. Astérix, alma de una pequeña aldea gala que resiste contra los romanos gracias a una poción mágica. Uno leía esos volúmenes con delectación y curiosidad, con familiaridad. Y los releía luego hasta casi sabérselos de memoria. Siempre el mismo final feliz, toda la aldea papeándose un jabalí asado a fuego lento. Y venga mamporros a los romanos. No hay nada mejor para iniciarse en la lectura, y amar para siempre los libros, como los cómics, género sin duda no solo de infantes. A Uderzo lo hizo polvo la muerte de su amigo, el guionista, Goscinny. Siguió él a solas, escribiendo también las historias. Luego vino un pleito. Los parientes mediocres son tendentes a ponerle pleitos al genio de la familia, por ver si pueden quedarse con los royalties, con la pasta y la herencia, pero no pueden quedarse con su talento ni inventiva. La venganza de Uderzo bien podría haber sido una historia de Astérix luchando contra los buitres, que a veces están cerca de uno en muy diversas formas, no solo en forma de personas. También de entidades. Astérix es un símbolo nacional en Francia, país sobrado de orgullo, patriotismo y símbolos nacionales. Pese al inveterado chovinismo, son también de apropiarse de mitos de otros y hacerlos suyos. Buena época esta de confinamiento para leer las aventuras de Astérix. "Astérix en Hispania", "El hijo de Astérix". Y siempre junto a su gran amigo Obélix, o sea, una suerte, con perdón, de Quijote y Sancho, que también viven en su propia realidad y derriban legiones romanas y no molinos de viento. Astérix, un ejemplo de resistencia. La que debemos tener ahora frente al virus y otros agentes tóxicos. Qué mala noticia lo de Uderzo. En efecto: ¡Por Tutatis!

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats