Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

ESTI GÜEVU SAL QUIER

Boles d'aceru y quesos

Los ataques a autocares escolares y la capitalidá de la poesía

1. "Si esto se está intentando utilizar para criminalizar el movimiento obrero y la lucha que tenemos aquí, están muy equivocados", declaró a les cámares autonómiques, en referencia a los ataques a autocares de tresporte escolar, un rapaz que l'espectador ignorante (un servidor) entendía como representante de la CSI, el sindicatu que convocó la güelga n'Alsa. Pues sí, claro: cualquier persona que nun se dexe arrastrar pola pasión ideolóxica sabe qu'una güelga, nin siquiera la más gorda, nun ye'l movimientu obreru. Ya lo diz aquel refrán castellanu: "Golondrina no hace verano". O "pedrada nun fai revolución", por averase al asuntu actual. Disculpamos a Manuel Llaneza, a Marcelino Camacho, a Nicolás Redondo y, mira tu, hasta a Josiángel Fernández Villa del llanzamientu de boles d'aceru que la prensa cuenta que s'estamparon contra les ventanilles de vehículos en marcha preñaos d'escolares menores d'edá. Pero tenemos que calificar de mala persona, por nun usar apelativos más contundentes, al titular de la mano que les aventó. Nun cuesta imaxinar el sustu d'un críu de Primaria cuando siente y ve que rompe un cristal cerca d'él y una bolona inesperada cai en mediu del estrueldu, como un meteoritu, ente los asientos; el mieu col que, lo más seguro, va subir al autocar al otru día. Gracies, aguerríu protestante, que tan alta contribución faes a la mayor gloria y valoración del movimientu obreru... por más que nun lu representes.

2. Uviéu va dedica-y una plaza a la poesía. Estes coses, a priori, nun son conflictives porque la poesía nun ye d'izquierdes nin de dereches o, si se quier, tien los dos sexos, o los dos xéneros, o hasta puede ser "genderfluid", qué sé yo. L'alcalde Canteli, paez ser, ta conforme con facer de la ciudá la capital mundial de la poesía, según declaró l'entamador de la iniciativa, Graciano García. Hasta'l momentu, ún tenía noticia namás de que Canteli pensaba n'Uviéu como capital mundial del quesu. Nun son capitalidaes escluyentes, en realidá. Acuérdese vuesa mercé de los versos de Baltasar de Alcázar: "Tres cosas me tienen preso / de amores el corazón: / la bella Inés, el jamón / y berenjenas con queso." Ún camienta que nun puede haber coincidencia más amañosa pa encarga-y a algún plumíferu conspicuu del país (como los quesos) una oda al Gamonéu, al Cabrales o al afuega'l pitu. Ente los literatos y la comida hai una llarga tradición de deséu y desengaños, fonte inagotable de lirismu. Pero, cuando muerden sólido, hai pocos gremios que muestren más agradecimientu. Anótelo, don Alfredo.

miliorodriguezcueto.wordpress.com

Compartir el artículo

stats