Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Pedro de Silva

Asignatura a recuperar

Una de las consecuencias más deplorables (por evitable) de la pandemia ha sido un mayor abandono del mantenimiento y conservación de los bienes públicos, por una mezcla de parálisis burocrática, escasez de recursos y cierta indolencia pandémica, como si las grandes prioridades excusaran lo de cada día. El deterioro del capital público en infraestructuras y dotaciones es bastante evidente, y debería provocar ahora un esfuerzo del sector público para recuperar el atraso, empezando por un inventario de urgencia, como al final de una guerra. En el tiempo muerto hasta que maduren, se aprueben y se empiecen a ejecutar los proyectos llamados “de futuro”, las administraciones públicas deberían ir en busca del tiempo perdido en el pasado reciente. Es verdad que la asignatura “mantenimiento y conservación” siempre ha estado pendiente en España, pero eso solo hace ahora más necesaria la recuperación.

Compartir el artículo

stats