Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Pedro de Silva

Biden podría ayudar a mejorarlo un poco

Cuba no es un Estado fallido, como ha dicho Biden, sino el triunfo de un modelo de Estado que acredita el fracaso del modelo. Un parque temático de tiempo detenido que muestra que el igualitarismo pleno no funciona y hace que el sistema se pare (lección que China o Vietnam aprendieron a tiempo). Mientras el parque temático siga ahí la izquierda del mundo habrá de conformarse, abandonando sus quimeras más bizarras, con modelos sociales que en lugar de subvertir el sistema económico lo atemperen o dulcifiquen a base de dosis de igualdad que aseguren un reparto justo sin eliminar la pendiente social que hace mover las cosas. Demuestra también que el patrono estatal puede ser incluso más deplorable que el privado (que ya es decir) a la hora de meter el miedo suficiente para que el hormiguero siga laborando. De verlo así Biden no tendría interés en cerrar el parque temático.

Compartir el artículo

stats