09 de marzo de 2012
09.03.2012

Fomento estudia como "meter el diente" al tramo Pendueles-Unquera de la A-8

Dicho trazado es uno de los dos subtramos en que el Ministerio dividió el recorrido de 22 kilómetros entre Unquera y Llanes, el único pendiente de ejecutar entre Asturias y Cantabria

09.03.2012 | 19:53

El Ministerio de Fomento estudia "como meterle el diente" a las obras de construcción del tramo Pendueles-Unquera de la Autovía del Cantábrico (A-8) paralizadas desde hace más de veinte meses, según ha afirmado hoy el delegado del Gobierno en Asturias, Gabino de Lorenzo.

Según informó la Delegación del Gobierno, De Lorenzo ha hecho estas afirmaciones durante la visita que ha realizado a las obras de mantenimiento de la escollera de la playa de La Espasa, en Caravia y ha añadido que el problema "debe ser serio" cuando la construcción de este tramo lleva tanto tiempo "parada, no entretenida".

El tramo Unquera-Pendueles fue adjudicado en marzo de 2008 a la la Unión Temporal de Empresas (UTE) formada por FCC Construcción y Alvargonzález Contratas por 106,8 millones de euros y con un plazo de ejecución de treinta y seis meses.

Dicho trazado es uno de los dos subtramos en que el Ministerio dividió el recorrido de 22 kilómetros entre Unquera y Llanes, el único pendiente de ejecutar como autovía entre Asturias y Cantabria.

El pasado mes de julio, el Ministerio de Fomento anunció que el tramo estaba pendiente de un informe del departamento de Medio Ambiente por un modificado importante en su diseño con la previsión de que poco después se aprobase sin que fuese necesario realizar un nuevo estudio de impacto ambiental lo que permitiría redactar el proyecto ya adaptado "y empezar con rapidez la obra".

Las obras de mantenimiento y conservación de la escollera de la playa de La Espasa, dañada por la fuerza de las olas, se iniciaron la pasada semana y concluirán la próxima con un presupuesto de 25.000 euros.

De Lorenzo ha agradecido a la Demarcación de Costas el trabajo "eficiente y en tiempo récord" realizado para acometer la limpieza de las playas asturianas tras las riadas del pasado mes de febrero.

"Sabíamos que era una responsabilidad que correspondía principalmente a los ayuntamientos, y en el origen incluso a otras administraciones y organismos, pero lo importante ha sido actuar con rapidez para solventar el problema surgido", ha añadido.

Según De Lorenzo, los ayuntamientos son "menores de edad" en términos económicos, salvo casos muy puntuales de grandes ciudades, "y no se les puede obligar a acometer este tipo de actuaciones ni permitir que se alargue el problema en el tiempo". EFE

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine