16 de mayo de 2019
16.05.2019
Elecciones Asturias 2019

Aferrados al encanto de la naturaleza

La mayoría de los candidatos del Oriente creen que las posibilidades del entorno son la mayor baza de la comarca, y la despoblación, el peor lastre

16.05.2019 | 01:14

La naturaleza privilegiada en la que se sitúan y las oportunidades que para sus gentes da el entorno son las mejores de los municipios de la comarca oriental. Por contra, la despoblación de las zonas rurales es el principal debe, un reto que hay que superar en los próximos años. Así lo consideran algunos de los principales candidatos a la alcaldía de los concejos de Llanes, Ribadesella, Caravia, Colunga, Ribadedeva, Peñamellera Alta, Peñamellera Baja y Cabrales, quienes tienen claro las fortalezas y debilidades de sus territorios.

En el caso de Llanes, el candidato socialista a la alcaldía, José Manuel Herrero, se queda con el paisaje del concejo pero también, y muy especialmente, con el paisanaje. "Lo mejor es la gente, la amabilidad, simpatía y hospitalidad con la que acogemos a todo el mundo", afirma Herrero, quien sitúa en el lado contrario "la crispación que se ha generado estos años". Por su parte, el candidato de VecinosxLlanes, Enrique Riestra, está de acuerdo con los puntos fuertes, afirmando de Llanes es "un referente en el norte de España". Como aspecto a mejorar destaca la despoblación.

En el caso de Ribadesella, tanto la candidata de Foro, María José Bode, como el del PSOE, Ramón Canal, coinciden en señalar al paisaje riosellano como el mayor de sus puntos fuertes. Un paisaje que Canal cree que está lleno de oportunidades para "crear empleo y desestacionalizar el turismo", mientras que Bode opina que se complementa con el "enorme potencial humano" del municipio. Eso sí, para ambos ese punto fuerte puede llegar a suponer también su debilidad. "Hay que protegerlo mejorando su limpieza y mantenimiento", según cree el socialista, algo a lo que se suma Bode al creer que precisamente en ese entorno está "una oportunidad para los jóvenes".

En cuanto a Caravia, las candidatas popular y socialista, Salomé Samartino y María Gallardo, no tienen dudas de que "es un sitio extraordinario para vivir" porque "tiene un paisaje espectacular y hay personas emprendedoras que apuestan por su futuro". Sin embargo, son conscientes de que su municipio cuenta con una limitación importante, la "mala conexión a Internet", que creen que impide que más gente pueda acudir al concejo.

En la misma línea se expresan la candidata socialista de Colunga, Sandra Cuesta, y el de Ciudadanos, José Ángel Toyos, ya que ambos afirman que el territorio en el que se asienta el municipio está lleno de oportunidades de desarrollo por todos sus recursos. Donde no están de acuerdo es los problemas principales del concejo. Mientras que para Cuesta pasan por "la dispersión geográfica unida al envejecimiento de la población", para Toyos es el despoblamiento "motivado por la falta de iniciativa y apoyo a la actividad económica y laboral".

En el último concejo de la costa oriental antes de adentrarse en Cantabria, Ribadedeva, los candidatos de PSOE y Foro, Jesús Bordás y Paloma Noriega, comparten la opinión de los colungueses. "Lo mejor es la estratégica posición del concejo, en un cruce de caminos y al lado del mar, lo que facilita las comunicaciones y permite mirar hacia el futuro con ilusión", cree Bordás. Un progreso que encuentra un lastre en "el despoblamiento del mundo rural y la escasez de trabajo".

Ya en la montaña, el candidato del Partido Popular en Cabrales, Francisco González, se sale de las líneas generales del resto de municipios y apunta a que la economía saneada del concejo es su punto fuerte, ya que "se consiguió poner la deuda a cero gracias al esfuerzo de los vecinos". Sin embargo, lamenta los problemas que allí experimentan muchos ganaderos, algo que considera como la peor cara del municipio, por culpa de "la fauna salvaje".

Dos visiones que distan mucho de las del candidato socialista, José Sánchez. Para él, sin duda el punto fuerte de Cabrales reside en "el entorno y todo el potencial ganadero, agroalimentario y turístico que hay". Pero precisamente en el sector del turismo es también donde encuentra el punto más débil, pues cree que "en los últimos cuatro años ha habido dejadez en cuanto a la promoción de Cabrales como marca".

Y en el resto de la montaña, las opiniones se repiten. Tanto los candidatos de PP y PSOE en Peñamellera Baja, José Manuel Fernández y Bernardo Ibáñez, como el de Foro en Peñamellera Alta, José Antonio Roque, se suman a la visión mayoritaria de destacar el valor del paisaje. En cuanto a los puntos débiles, mientras que Ibáñez destaca que precisamente las oportunidades que ofrece ese paisaje están "poco desarrolladas", Roque y Fernández se centran en la despoblación.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído