Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Cabrales proyecta una central hidroeléctrica en el río Casaño a su paso por la localidad de Poo

Los vecinos podrían aprovechar la electricidad generada gracias al trabajo de una turbina que moverá 2.000 litros de agua por segundo

El Ayuntamiento de Cabrales quiere construir una central hidroeléctrica en la localidad de Poo aprovechando “una infraestructura que ya está creada”, el azud que existe en el río Casaño y que daba servicio a la antigua piscifactoría. “La actuación únicamente consistirá en colocar una turbina aprovechando la toma y canal abandonados”, explica el alcalde, José Sánchez. De hecho, el proyecto recoge que “la ocupación y afección al cauce, concretamente por su margen izquierda, es pequeña lo que confiere a la propuesta una magnitud de microcentral” y, por tanto, “no se detecta una afección concreta al entorno que pueda estimarse como incompatible o severa, o que no pudiera corregirse o mitigarse con la adecuada prevención y control”.

La turbina, o las microturbinas que se coloquen, moverán 2.000 litros de agua por segundo para transformarlos en electricidad ◘–30 kilovatios de potencia–, de la que podrán beneficiarse “todos los vecinos de Poo que así lo consideren, así como el alumbrado público y la red de la residencia de ancianos”. El proyecto acaba de salir a información pública aunque el Gobierno local lleva “más de un año con la idea”, reconoce el regidor.

“Todo Poo está en un radio de 500 metros (alrededor del azud) y con esta actuación generaríamos una comunidad energética que serviría para abastecer a todo el pueblo. El río seguiría circulando y el consumo eléctrico sería menor para todos, lo que repercutiría en una mejor gestión pública”, abunda el edil. Pero, además, “si hubiera opciones crearíamos hidrolineras con punto de recarga de vehículos eléctricos”, avanza el regidor, quien añade que el siguiente paso será centrarse en el estudio de impacto ambiental.

“En este momento que todos hablamos del elevado coste de la energía, es hora de impulsar proyectos de este tipo, los vecinos podrían ser los fabricantes de su propia energía”, celebra el Alcalde.

La concesión hidroeléctrica “no es un hecho aislado o sin precedentes en la cuenca del Cares Deva y su entorno”, pues ya existen aprovechamientos en Poncebos y Niserias.

Compartir el artículo

stats