Consternación en el Oriente por el repentino fallecimiento, anoche, a causa de un infarto fulminante camino del ovetense Centro de Salud de La Lila, de Agustín García Romero-Nieva, quien fuera director del IES El Sueve, de Arriondas (Parres) y, actualmente, profesor en el Colegio Público Veneranda Manzano, en Oviedo. Un hombre entregado a la docencia, con más de tres décadas de trayectoria profesional en distintos lugares del país y que dejó estela, sobremanera en la capital parraguesa, donde residía, más concretamente en Santianes del Terrón.

Fue impulsor de una Plataforma en defensa de la integración del hospital comarcal del Oriente “Francisco Grande Covián” en la red pública del Principado de Asturias. Dinamizó actividades culturales dentro del Instituto de Educación Secundaria Obligatoria El Sueve, incluso acercando la Radio Escolar a los parragueses. Además, su indudable faceta solidaria le llevó a presidir la Plataforma Humanitaria SOS Refugiados, debido a la crisis de los refugiados que huían, en 2015, de Siria hacia Europa, siendo la mayor crisis humanitaria desde la segunda guerra Mundial.

Hace apenas unas horas dejó escrito en su perfil de Facebook que su partido más importante había sido “en el Campamento de Refugiados de Skaramagas, en Atenas”, recordando, en 2018, cuando jugó un partido de futbol con un grupo de niños refugiados en aquel lugar. “Nada más decirles que éramos españoles se les abrieron los ojos y nos expresaron su admiración: piensan que todos los españoles jugamos genial al fútbol. Por eso no me dejaron jugar de campo... y me pusieron de portero. ¡Pero me sentí Dios! Nos contaron, oh sorpresa, que sus ídolos son Iniesta e Isco. Nos sentimos jugando final de Champions con esos chavales. Les dije que conocía a Cristiano Ronaldo y uno de ellos me pidió que le diera recuerdos de su parte”.

Nos ha dejado una gran persona, con iniciativas vecinales y solidarias; un enorme profesor, maestro y docente; un gran padre de familia y abuelo. Cualquier calificativo que se diga de él, se queda pequeño, dada su inmensa personalidad. Aunque castellano-manchego de nacimiento, de La Solana (Ciudad-Real), acabó echando raíces en la ribera del Sella. Incluso sus hijas, Beatriz y Paula García, el dúo "Red Leaves", son artífices del tema "Hijos de sus aguas", canción producida por Nacho Cadenaba y dedicada al Sella y a la Fiesta de las Piraguas.