Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los Lagos en Semana Santa: un taxi al día, o menos

La Semana Santa despoblada, por la decisión regional de cerrar el paso a los Lagos para evitar espacios de riesgo que repercute en un santuario bajo mínimos de visitas

Taxistas de Covadonga, echando una partida a las cartas para matar el tiempo.

Taxistas de Covadonga, echando una partida a las cartas para matar el tiempo.

"El miércoles, sólo subió una pareja en un taxi y el jueves, nadie. O sea, únicamente un viaje en los dos primeros días de la Semana Santa". Así resumía un taxista de Cangas de Onís la triste realidad lo que está ocurriendo en el gremio de profesionales del volante en estas atípicas fechas en Covadonga, con el cierre perimetral de la comunidad autónoma y también con el cierre de la carretera C0-4, que une el santuario mariano con Los Lagos de Covadonga, excepto para los taxistas, ganaderos y propietarios de fincas y cabañas. 

Aparcamiento vacío en los Lagos.

El Jueves Santo unos taxistas cangueses no tuvieron mejor ocurrencia que "matar" el tiempo echando una partida de cartas sobre improvisada mesa con sillas, en el real sitio de Covadonga, en espera de que llegase algún cliente interesado en subir a Los Lagos de Covadonga, cosa que no ocurrió, pues, la C0-4 permanece cerrada al tráfico desde el pasado fin de semana a la altura de la rotonda de El Peregrino, cuya barrera de acceso a la carretera que lleva a Enol y La Ercina está regulada por personal de Tragsa. Eso sí, el acceso al santuario de Covadonga es libre. 

Policía loca de Cangas, controlando la afluencia en Covadonga.

Asimismo, hasta el domingo, la Policía Local de Cangas de Onís, se encarga de controlar aforos y regular el tráfico en el santuario mariano, tal como suelen realizar durante la temporada de verano y en épocas puntuales. En el santuario, tanto a la entrada de la basílica, como en la santa cueva y el Museo de Covadonga, los visitantes disponen de puntos de desinfección de hidrogel para las manos. Del mismo modo se han reforzado las tareas de información y señalización continua de normas a cumplir por visitantes y peregrinos, tales como distancias de seguridad señalizadas y marcadas para la seguridad del peregrino. 

Todos los actos y oficios religiosos programados para la Semana Santa están adaptados a normativas sanitarias establecidas por el preceptivo protocolo. Este Sábado Santo, 12.00 horas, acompañando a María en su soledad (Escolanía); 20.00 horas, Vigilia Pascual. Y mañana, Domingo de Resurrección, misas a las 11. 00, 12.00 y 13.30 horas. Todas las celebraciones en el santuario mariano de Covadonga están presididas por el arzobispo de Oviedo, monseñor Jesús Sanz Montes.

Compartir el artículo

stats