El Ayuntamiento de Llanes ha destinado una partida de 42.108 euros para recuperar, adecentar y dejar en perfectas condiciones el camino conocido en el Valle Oscuru –en la parte oriental del municipio– como Los Cándanos-Cerezal, en la localidad de Pielasierra. Los trabajos acumulan cierto retraso vinculado a la crisis sanitaria, pero entran ya en su recta final. Según han explicado desde el Gobierno local, la acción se ha desarrollado en un recorrido principal de 1.646 metros y en otro secundario de 735 metros. Ambos presentaban “serios problemas de erosión y acumulación de agua, con una apariencia general de mucho deterioro”.

Las obras, que se iniciaron con el desbroce de los caminos y el saneo de las zonas en peor estado, están prácticamente finalizadas. Se ejecutaron con cargo a fondos municipales y el Ayuntamiento las adjudicó a la empresa Transportes y Excavaciones Fernando Llera.