DTO ANUAL 27,99€/año

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Poca venta y precios a la baja de las reses en la feria de Corao (Cangas de Onís)

Los profesionales celebran, no obstante, que empiecen a recuperarse estas citas para reactivar el sector y “no perder las tradiciones”

Ganado vacuno, ayer, en la feria de Corao (Cangas de Onís). | Á. F.

Ganado vacuno, ayer, en la feria de Corao (Cangas de Onís). | Á. F.

Con más de cuatro hectáreas de recinto ferial y un impresionante despliegue de seguridad para el control de aforo, unas 1.300 cabezas de ganado mayor y más de 200 ganaderías acudían a la Feriona de Corao “con la ilusión de vender y de poder volver” a una cita como la celebrada en el concejo de Cangas de Onís, tal y como comentaban los ganaderos. Sin embargo, el balance de esta convocatoria atípica, sin público general ni mercado, es de poca venta y precios bajos.

“Es la feria que nadie se quería perder”, aseguró Gonzalo Suero, concejal de Agroganadería del Ayuntamiento de Cangas de Onís. Desde el Consistorio se muestran satisfechos, pues “lo importante era que se celebrase en apoyo al sector ganadero y que no se pierda la tradición”, añadió. Sin problemas de orden, el pasado martes se realizaba la entrada escalonada al recinto que permitió cumplir con el protocolo establecido. El aforo estaba ya completo tres días antes del inicio, aunque algunos ganaderos apuntan a una baja participación por no haber anunciado el evento con mayor antelación.

Graciela Valle, en la feria Á. Fernández

Con todo, la comprensión fue la nota dominante entre los profesionales reunidos en Corao, una de las mayores ferias de ganado del país. En esta edición llegaron ganaderos de Asturias, Cantabria, Galicia o León y tratantes procedentes también de otras comunidades autónomas como Valencia o Extremadura. Desde la organización explicaron que ha habido incluso visitas desde Francia. En el sector se coincide en apuntar al aumento del precio del cereal para explicar los bajos precios.

Juan Ramón Huerta (izquierda) y Roberto Huerta, ayer, en la feria. | Á. F.

Arcadio Prieto, de Margolles, lleva una vida entera dedicada a la ganadería, una pasión que ha heredado uno de sus hijos. Se pasa por la feria para controlar los precios y ver la calidad de los animales. Dice, con cierta decepción, que “nunca había visto la feria tan fría, sin casi tratos”. Coinciden en esa apreciación con Juan Ramón y Roberto Huerta, ambos de la Ganadería Villanueva, del concejo de Parres.Se nota la falta de público, es una feria muy fría y con poco movimiento”, señalan. Ellos han vendido seis de nueve vacas paridas. En el caso de Eliana Couto, de la Ganadería Sat Jerrau, de Benia de Onís, vendió 18 de las 38 cabezas que trajo a la cita, aunque puntualiza que “con muchas ventas únicamente llegamos a cubrir el coste de la vaca”. Miguel Ángel Alonso, ganadero, aseguró que “hubo pocos tratos y se vendieron vacas por mil euros que merecían más, además de terneros a precios muy bajos”.

La ganadera Eliana Couto, en Corao.

A pesar de todo, la mayoría se muestra esperanzada por la recuperación de esta cita, una de las pocas ferias a las que han podido acudir este año. “Es una oportunidad para mover los animales”, afirmaba Graciela Valle, de Ganadería L'Arbeyal.

Ella, además de ganadera, es productora de Queso Gamonéu y admite que "el sector está muy mal" y cree que la bajada de asistencia de ganaderos a la feria se debe al "poco tiempo que hemos tenido para sanear". En el caso de los precios, asegura que "no guardan una proporción, porque el precio de los piensos sube, el del ganado baja y el sacrificio es del productor, que tenemos un precio marcado y no podemos cobrar más caro el queso".

Arcadio Prieto, en la feria. Á. Fernández

El sentir es unánime entre los asistentes. "No hay futuro en la ganadería de los pueblos", sentenciaba Arcadio Prieto. "Este año casi ni te preguntaban", asegura Graciela Valle. Aún así, los ganaderos esperan que la celebración de la Feriona de Corao sirva para animar a otras organizaciones a recuperar las citas que permiten dar salida al ganado y "reanimar al sector".

Compartir el artículo

stats