Medidas de regulación de la movilidad y la accesibilidad en Lastres, la dotación de sistemas de eficiencia energética del mercado de abastos de Colunga o la puesta en marcha de una “Eco-Smart Office” (una oficina de recepción a visitantes donde el uso de la tecnología se ponga al servicio de un turismo más sostenible). Son las iniciativas que Colunga tiene planteadas en el marco del proyecto que la Mancomunidad de la Sidra ha presentado a la convocatoria extraordinaria de Planes de Sostenibilidad Turística en Destino. Y la alcaldesa, Sandra Cuesta, ha hablado sobre ellas con la viceconsejera Graciela Blanco, que ayer visitó el concejo para conocer de primera mano estas propuestas. Blanco explicó que Asturias opta con nueve proyectos al Plan Territorial de Turismo del Gobierno de España.

La Mancomunidad Comarca de la Sidra, conformada por los municipios asturianos de Bimenes, Cabranes, Colunga, Nava, Sariego y Villaviciosa, ha presentado una candidatura a la convocatoria extraordinaria de los Planes de Sostenibilidad Turística en Destino. El proyecto global plantea una inversión total en el territorio que alcanza los 3, 5 millones de euros a ejecutar en tres anualidades. En lo que respecta a las actuaciones planteadas para Colunga, estas suman un presupuesto de 791.860 euros.

Entre las medidas en materia de movilidad que propone Colunga se contemplan actuaciones en los puertos de marineros de Lastres y Tazones, con una “mejor gestión del control de accesos y limitación de tráfico, incidiendo en principios de sostenibilidad medioambiental y accesibilidad para usuarios con algún tipo de discapacidad”.