Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La UNED actualiza las investigaciones sobre la Prehistoria en el Oriente

Una publicación recoge los últimos trabajos sobre los yacimientos de la comarca, desde Piloña hasta Cangas de Onís o Ribadesella

Representación de un hacha en el yacimiento del Llendón (Piloña). | UNED

La prehistoria en el Oriente de Asturias es en sí misma un gran yacimiento de conocimientos que no han dejado de enriquecerse en los últimos años y que, gracias al trabajo de la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED), acaba de ser actualizado con las investigaciones de los últimos años.

Así, la sede asturiana de la UNED acaba de publicar el decimonoveno número de la revista “Entemu” que ve la luz con un compendio de las investigaciones de 70 expertos sobre la arqueología prehistórica de la cuenca del Sella y sus afluentes. Se trata, como explican desde la Universidad, de “una visión actualizada” sobre los numerosos yacimientos históricos de la comarca: Collubil, El Buxu, Los Azules, Cova Rosa, El Cierro, Les Pedroses, La Lloseta, Tito Bustillo y La Llosa de Llendón, así como sobre yacimientos descubiertos en épocas más recientes, como El Sidrón, Sopeña, La Güelga y el castro de Antrialgo.

La revista será presentada este viernes en la Casa de la Cultura riosellana

decoration

La recopilación lleva por título “Descendiendo el río Sella. Una (re)visión de la arqueología prehistórica del valle del Sella (Asturias, España)”. Hace un repaso por todas las localizaciones prehistóricas de referencia de la mano de los editores a Jesús Jordá Pardo, profesor del Departamento de Prehistoria y Arqueología de la UNED; Esteban Álvarez-Fernández, Sergio Martín-Jarque y Rodrigo Portero Hernández, investigadores del Departamento de Prehistoria, Historia Antigua y Arqueología de la Universidad de Salamanca. El objetivo ha sido reunir los resultados de las investigaciones presentadas en la reunión científica “Sella 2020. 150 años de investigaciones prehistóricas en el valle del Sella”, organizada por los propios editores en la Universidad de Salamanca en 2020.

Esteban Álvarez Fernández lideró los trabajos en el entorno de la margen izquierda de la ría de Ribadesella, en los yacimientos de Tito Bustillo, El Cierro y Cova Rosa, y el resultado de sus investigaciones abunda en la forma de alimentación de los pobladores de entre 40.000 y 8.000 años. Cova Rosa (en la localidad de Sardéu) es la protagonista del estudio encabezado por Jesús Jordá Pardo, que se centra en la estratigrafía, cronología radiocarbónica y ocupación humana de este yacimiento clásico del Paleolítico Superior cantábrico, mientras que Mario Menéndez Fernández, catedrático de la UNED, centra su artículo en el estudio del Paleolítico en el curso medio del Sella, en concreto en las cuevas de La Güelga y del Buxu (Cangas de Onís). En otro de los trabajos un equipo liderado por Marco de la Rasilla, profesor de la Universidad de Oviedo y director de las excavaciones de El Sidrón (Piloña), analiza la relevancia que ha tenido el agua en el modo en que fueron depositados los restos neandertales en dicha cueva.

Las demás investigaciones están lideradas por Ramón Obeso, coordinador del colectivo espeleológico L’Esperteyu Cavernícola Espeleo Club; José Manuel Quesada, profesor de la UNED; Alberto Martínez, del Centro Ecomuseo Fauna Glacial (Avín, Onís); David Álvarez-Alonso, profesor del Departamento de Prehistoria de la Universidad Complutense de Madrid; y José Antonio Longo Marina, arqueólogo. Todas ellas son de acceso abierto a través de la web de la UNED y el trabajo se presentará este viernes en la Casa de la Cultura de Ribadesella.

Compartir el artículo

stats