Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Un arcoíris de 35 metros para el Sella: "Aún hay mucha gente que nos quiere meter en cuevas y armarios"

Una gigantesca bandera multicolor se colgó del puente Emilio Llamedo de Arriondas por el II Descenso inclusivo, iniciativa del festival Folixa Cuir

La bandera, colgando sobre el puente, ayer, con varios participantes en la prueba en el río. | J. Quince Julia Quince

Arriondas amaneció ayer con un cielo muy soleado, sin rastro de nubes que amenazaran lluvia. Pero a las once de la mañana hubo arcoíris: el de la gigantesca bandera símbolo del colectivo LGTBI+, de 35 metros, que se colgó sobre el puente Emilio Llamedo de Arriondas (Parres) y se desplegó sobre las cabezas de los que en ese momento pasaban en piragua por ese punto de el río Sella.

La iniciativa se llevó a cabo para acompañar el II Descenso del Sella Inclusivo organizado por la Fundación deportiva asturiana Faciendo Camín, que celebra estos días la segunda edición de su Festival Folixa Cuir.

Este evento deportivo y de ocio convierte a Arriondas en el centro de reunión de varias asociaciones deportivas inclusivas de toda España, de hecho, según la organización, aproximadamente el 80 por ciento de los asistentes vienen de otras provincias: "Es un momento de reunión, de unión, de pasarlo bien... También es una excusa para ponernos cara porque, al ser clubes de diferentes partes del país, la mayoría de las reuniones son digitales", explicaba ayer David Casal, organizador del festival y presidente de Faciendo Camín.

Así, con el objetivo de visibilizar el colectivo y estrechar lazos sociales, el Folixa Cuir utiliza el deporte como recurso en un entorno natural y seguro ubicado en el Camping del Sella y en el Parque de la Llera de Arriondas.

"Aún hay mucha gente que nos quiere meter en cuevas y armarios. Nosotros queremos ocupar el espacio público, ser felices y vivir en igualdad de derechos", reivindicó Casal incidiendo en esta situación y en la necesidad de que no se siga produciendo.

En la jornada de ayer fueron más de trescientas personas –en concreto un total de 340– las que participaron en el multitudinario descenso en piragua por el Sella, una cita que no quiso perderse Marcos Torre, director general de Juventud, Diversidad Sexual y Derechos LGTBI.

Torre aplaudió esta iniciativa y lamentó la situación actual que vive el colectivo en torno al deporte:"A veces sigue siendo un lugar hostil para el colectivo, así lo refleja la escasa representación de estas personas en el deporte de competición. Por ello es importante seguir promoviendo actividades de inclusión como esta", señaló.

Por la tarde, la jornada deportiva se tornó en actividades festivas protagonizadas por una gala musical presentada por la "Trosky", que contó con las actuaciones de "Kika Lorace" y "Volante de la Puebla", y que sirvió también para homenajear a la asociación LGTBI más longeva de Asturias, es decir XEGA, que cumple treinta años desde su creación.

A falta de un día para poner fin al evento, los organizadores de esta popular cita admiten que esta segunda edición está teniendo muy buena acogida y esperan para el año que viene ampliar la oferta de entradas.

"En 2021 con el covid aún presente se inció todo un poco a medio gas, este año casi vamos desbordados, pero para el que viene, esperamos que crecer un poco más", afirman.

Para hoy, último día del campamento, el programa viene cargado con varias actividades deportivas: yoga, fitness y tirolina, donde hay apuntadas más de 150 personas. El broche final lo pondrá el taller de baile regional que presentará el profesor asturiano Pau Santirso.

Compartir el artículo

stats