El atropello de tres vacas causa el descarrilamiento de un tren en Llanes: "El problema aquí es que no nos dejan cerrar la finca"

Los pasajeros del convoy fueron trasladados a sus destinos en autobús desde San Roque del Acebal, donde se produjo el accidente

El tren de Renfe Oviedo-Santander parado en las vías a la altura dede San Roque del Acebal, Llanes

El tren de Renfe Oviedo-Santander parado en las vías a la altura dede San Roque del Acebal, Llanes / J.Quince

J.Quince

Dos vacas y una ternera fueron arrolladas por un tren que circulaba entre Oviedo y Santander a su paso por la localidad de San Roque del Acebal, en el concejo de Llanes. El suceso tenía lugar aproximadamente a las once menos cuarto de la mañana, cuando el convoy de Renfe descarrilaba al impactar con las reses, que se encontraban en la vía. Afortunadamente, no hubo que lamentar daños personales. Los pasajeros fueron reubicados en autobuses para continuar con el trayecto y llegar a su destino.

Las reses, de la raza asturiana de la montaña, habían escapado de una finca aledaña y cruzaron la vía para pasar al otro lado, siendo arrolladas por el convoy, que circulaba en ese momento: "Yo no estaba cuando pasó, pero debieron de romper el cable para salir de la finca y cuando cruzaron las cogió el tren", señala Rodrigo Cuesta Fernández, ganadero y vecino de la localidad llanisca. Cuesta destacó que no es la primera vez que ocurre un suceso parecido, ya que, en otra ocasión, perdió una de sus vacas en la misma zona y de la misma manera: "A veces pasa más rápido, otros más despacio; unos pitan, otros no. El problema aquí es que no nos dejan cerrar la finca, si nos dejaran nos conformábamos", lamenta.

San Roque del Acebal es uno de los pueblos donde más accidentes de tren se registran en la comarca, debido principalmente a la cantidad de pasos a nivel que hay, una decena. Uno de los últimos incidentes ocurría el pasado mes de septiembre, cuando un vehículo era arrollado por una máquina de Renfe en el cruce de La Estación. El conductor, un joven vecino de 19 años, tuvo que ser hospitalizado a causa de las heridas.

A pesar de que el accidente no se produjo en uno de los citados pasos a nivel, los vecinos de la zona piden más seguridad ferroviaria para evitar nuevos "sustos" como el de ayer. A su juicio, se echa en falta mayor señalización y barreras de protección.