22 de diciembre de 2010
22.12.2010
La Nueva España

La Universidad invertirá 1,6 millones en la sede del Centro Internacional de Posgrado

El Consejo de Gobierno decide hoy si dedica fondos del Campus de Excelencia a la rehabilitación del edificio de Argüelles 19, que incluirá dos vicerrectorados

22.12.2010 | 01:00
Edificio de Argüelles 19, en el que se instalará el Centro de Posgrado.

La Universidad de Oviedo prevé invertir 1,6 millones de euros en la rehabilitación del edificio situado en el número 19 de la calle de Argüelles, que pasará a ser la sede del nuevo Centro Internacional de Posgrado (CIP). Asociada al Campus de Excelencia Internacional (CEI), ésta será una de las propuestas a debate en la reunión del Consejo de Gobierno de la institución académica que se celebra hoy. El edificio, propiedad de la Universidad, acoge actualmente la librería universitaria y viviendas para el personal docente, de las que tres están ocupadas. La propuesta de acuerdo elevada al Consejo y el proyecto de reforma del edificio, firmado por el arquitecto José Manuel Álvarez González, incluyen además el traslado a este edificio de dos vicerrectorados: el de Ordenación Académica y Nuevas Titulaciones, y el de Profesorado, Departamentos y Centros, ambos relacionados con el Centro Internacional de Posgrado.

Según la documentación en poder de los miembros del Consejo de Gobierno, la operación sobre el edificio de Argüelles 19 se debe a que el Centro Internacional de Posgrado -autorizado por el Consejo Social el pasado 15 de diciembre, tras su aprobación en el Consejo de Gobierno del 25 de noviembre- «precisa necesariamente de una sede en la que desarrollar su actividad». Para satisfacer esa necesidad, la Universidad considera que el edificio en cuestión es «idóneo», por su «ubicación cercana a la sede del resto de los órganos de gobierno».

Los 1,6 millones de euros (IVA incluido) de la reforma, como explica el informe de la propuesta, saldrán del programa de gasto del Campus de Excelencia previsto en el presupuesto de la Universidad para 2011. Según fuentes de la institución, parte de esa cifra proviene del medio millón de euros aportado por el Banco Santander para financiar el Centro de Posgrado, fruto del acuerdo firmado entre el presidente de la entidad bancaria, Emilio Botín, y el rector de la Universidad de Oviedo, Vicente Gotor, el 22 de abril de este año.

Pero el edificio de Argüelles, 19 no está vacío. Además de la planta baja, ocupada por la librería, en el bloque viven las viudas de dos históricos profesores universitarios ya fallecidos: María Teresa Machichaco, viuda del catedrático de Filología José Miguel Caso González (tercer piso), y Esperanza Bengoechea, catedrática jubilada de Anatomía y viuda del catedrático emérito de la misma especialidad, Antonio Pérez Casas (primer piso). En el segundo piso vive el catedrático de Derecho Mercantil jubilado José María Muñoz Martínez Planas.

Fuentes de la institución académica aseguran que la reserva de viviendas para uso universitario es algo «en desuso». Si la propuesta se aprueba, el gerente de la entidad, Eusebio González, será el encargado de negociar con los ocupantes la forma en la que se desalojarán las tres viviendas. La Universidad afirma que dedicar este edificio al Centro Internacional de Posgrado es de «interés prevalente» sobre las viviendas y que, en última instancia y de no ser posible un acuerdo con los tres afectados para declarar «la extinción de los títulos de ocupación», la Universidad recurrirá «a la vía administrativa».

El edificio de Argüelles, 19 -de 1946, catastrado, inscrito en el registro e inventariado a nombre de la Universidad- consta de planta baja y seis pisos, y una superficie construida de 1.237 metros cuadrados. Una vez finalizados los trabajos, la superficie total ascenderá a 1.343,53 metros cuadrados. El documento afirma que el anteproyecto de la obra ya ha sido informado «favorablemente» por los servicios técnicos de la institución académica.

Según se explica en la memoria del proyecto, la Universidad plantea «una rehabilitación total del edificio, de acuerdo al nuevo uso». El mismo documento explica que el Centro Internacional de Posgrado (CIP) -al que está previsto dedicar el bajo y las dos primeras plantas- «deberá disponer de espacios para atención al público, zonas diáfanas de trabajo, despachos, archivo, salas de reuniones y aulas».

Finalizada la rehabilitación, en la planta baja se instalará la zona de atención al público, tras el acceso principal al edificio, en el espacio que hoy ocupa la librería. El primer piso se dedicaría a la dirección, gestión y administración del CIP, y la segunda planta se dividiría en una sala de reuniones y dos aulas.

Los otros cuatro pisos del edificio, según el proyecto de Álvarez González, los ocuparán los vicerrectorados que se trasladarán desde el inmueble de la plaza de Riego, anexo al edificio histórico. En la tercera planta del edificio se ubicarán las oficinas y el personal del vicerrectorado de Ordenación Académica y Nuevas Titulaciones, encargado de las competencias en Posgrado.

Las oficinas del vicerrectorado de Profesorado, Departamentos y Centros ocuparán las cuarta planta, y en la quinta se ubicarán los despachos de los directores de área de ambos departamentos universitarios. El último piso se reserva a los despachos de los vicerrectores relacionados con el Centro Internacional de Posgrado, puestos ahora ocupados por Julio Antonio González (Profesorado, Departamentos y Centros) y Covadonga Betegón, responsable de Ordenación Académica y directora del Centro de Internacional de Posgrado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas