14 de junio de 2015
14.06.2015

López contempla ofrecer representación proporcional a Somos e IU en el gobierno

14.06.2015 | 17:52
López contempla ofrecer representación proporcional a Somos e IU en el gobierno
Wenceslao López, alcalde de Oviedo, en el Fontán
Play
López contempla ofrecer representación proporcional a Somos e IU en el gobierno

El alcalde de Oviedo, Wenceslao López, contempla ofrecer a Somos e IU responsabilidades en el nuevo gobierno municipal proporcionales a la representación que tienen en el Ayuntamiento y descarta que se pueda hablar de "radicalización" dado que se parte de un programa pactado "sólido y realizable".
López se ha expresado así en una entrevista con Efe un día después de ser investido alcalde gracias al respaldo por sorpresa de Somos, que cambió a última hora su voto para evitar un nuevo gobierno del PP tras veinticuatro años de mandato en Oviedo.
"Mañana habrá que empezar a trabajar temprano y tratar de establecer prioridad y objetivos", ha señalado el nuevo alcalde ovetense, que sitúa entre esas primeras tareas la necesidad de definir junto a Somos e IU como articular esa colaboración, pero sin partir "de ningún esquema prefijado".
"No tengo ningún inconveniente, cuando hablo de democracia hablo de ese concepto en todos sus términos. Hay tres grupos que suman catorce concejales (mayoría absoluta) con seis de Somos, cinco del PSOE y tres de IU, ¿y por qué no trasladar esa distribución a otros ámbitos si ellos están dispuestos?", ha añadido.
López conoció la decisión final de Somos apenas dos minutos antes del pleno lo que le obligó a improvisar su discurso aunque asegura que nunca dio "nada por perdido" pese a que todo apuntaba a que la marca local de Podemos optaría a la investidura y que su grupo seguiría las directrices del la FSA de concurrir a la investidura tras la negativa de Xixón Sí Puede a apoyar al PSOE en Gijón.
"Dos minutos antes del pleno tenía cierta sensación de que algo iba a ocurrir. Fui a la cabecera de la mesa cuando estaba a punto de sentarme y Taboado me susurró su decisión. Sólo tuve tiempo de decírselo a un compañero para que informase a los demás", asegura.
De esta forma López no pudo comunicar en ese momento el cambio de decisión de Somos que le daría la Alcaldía al secretario general de la FSA-PSOE, Javier Fernández, que, tras conocer el resultado del pleno, le mandó una felicitación por vía telefónica.
A su juicio, su discurso tras tomar posesión en el que se definió como "demócrata antes que socialista" aunque eso le llevar incluso a "romper" con su partido "no puede molestar" a la dirección regional del PSOE dado que él ya había dejado claro en el Comité Autonómica su postura en contra de la decisión de no apoyar la candidatura de Somos como fuerza más votada de la izquierda en Oviedo.
López ha lamentado además que en Gijón el acuerdo no fuera posible para elegir alcalde al socialista José María Pérez, una posibilidad en la que asegura haber trabajado también en las conversaciones mantenidas en Oviedo de cara al pleno de investidura.
"Lamento lo ocurrido en Gijón, pero en el seno de Podemos hay una gran diversidad y entre Xixón Sí Puede y Somos Oviedo hay diferentes planteamientos ideológicos y estratégicos. Se hizo lo imposible por llegar un acuerdo en Gijón, pero ahí están las consecuencias", ha añadido.
De cara a la futura gestión municipal, y al margen de la estructura que se defina para el equipo de gobierno, López considera que el acuerdo programático cerrado junto a Somos e IU es "muy sólido y coherente" en el que no hay "cuestiones extrañas", "intereses partidarios" ni riesgos de "radicalización".
Según López, en las conversaciones mantenidas tras las elecciones la candidatura impulsada por Podemos "ha asumido más del noventa por ciento" del programa del PSOE "y eso está por escrito" a la vez que señala que, entre el denominado "plan de rescate" que plantea Somos y el de "plan de emergencia social" que proponen los socialistas, apenas hay diferencias más allá de su denominación.
Treinta seis años después de optar por primera vez a la Alcaldía y de apartarse de la candidatura tras apostar el PSOE en 1983 por Antonio Masip, que se convirtió así en el primer regidor socialista de Oviedo tras la dictadura franquista, confiesa sentir la satisfacción de llegar a un cargo tras cuarenta años de actividad política en el ámbito que más le gusta, el municipal.
"Para mí es la más importante, casi la única política que me gusta por ser la más cercana a las personas de las que la otra política se aleja y por eso ser alcalde es lo que tiene más valor", asegura López, que celebró anoche su elección con una cena "con amigos y compañeros" porque, subraya, "ya tocaba".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído