"La capacidad del Alcalde y del concejal de Seguridad para inventar y mentir no tiene límites", declaró ayer el edil del PP Gerardo Antuña tras conocer por este periódico la aparición de una nueva variante de permiso para aparcar sin pagar en zona azul y atravesar calle peatonales. "Cuando nos enseñó lo que habían encontrado aseguró que aquello era todo y ahora resulta que aparece una nueva tarjeta que ni siquiera tiene una matrícula asignada y la pretenden vincular al entorno del PP", atacó. Según las fuentes municipales que han investigado el reparto sin control alguno de este tipo de permisos en la ciudad, la nueva tarjeta sería una suerte de pase "superblue" que permitiría saltarse todas las restricciones de tráfico y hacerlo, además, con cualquier vehículo, pues en el apartado reservado para la matricula se lee "sin determinar". Creen, por tanto, que alguien disfrutó durante un tiempo de un permiso que podía llevar de un coche a otro sin mayor problema.

Antuña acusa a los socialistas de mentir y también de "poner en duda la palabra de los funcionarios". La semana pasada, el comisario principal, José Manuel López, explicó en la comisión de Atención a las Personas que las tarjetas cuya posesión se atribuye a Iglesias Caunedo desde su etapa de alcalde no son "de barra libre" sino de para circular únicamente por las calles peatonales que daban acceso al Ayuntamiento. "No sabemos para qué ha servido que el comisario principal y el responsable del servicio de movilidad hayan dicho que no eran para aparcar gratis si al día siguiente el alcalde dice que no está claro para qué es una tarjeta que pone 'autorizado'. Está desdiciendo a un alto funcionario".

En las tarjetas que gestionaba y repartía el responsable de la policía, el epígrafe "observaciones" da paso a las características de cada tarjeta. Ahí queda especificado para qué sirve y se han detectado infinidad de variables, desde ser válidas para zona azul un tiempo determinado o en lugares concretos, hasta pasar por calles peatonales. Solo hay 11 tarjetas con la leyenda "autorizado", sin más detalles. En el Ayuntamiento aseguran que es sinónimo de barra libre, todo lo contrario que afirmó el comisario principal.

Gerardo Antuña ataca directamente a las políticas del tripartito. "¿Cuándo van a hablar del futuro de la ciudad y dejarán de mirar hacia atrás?", se preguntó.