22 de marzo de 2018
22.03.2018

Una ovetense acusa a su marido de "secuestrar" a sus dos hijos por gestación subrogada

La mujer se encuentra inmersa en los trámites para que España reconozca legalmente su maternidad

22.03.2018 | 21:26
La ovetense Miriam Ruiz.

La ovetense Miriam Ruiz, una transgénero afincada en Alemania por su trabajo de ingeniero, acusa a su propio marido de haber secuestrado a los hijos mellizos de ambos, Aiden y Skye, nacidos por gestación subrogada en Ucrania el pasado mayo. Ruiz califica la marcha "sin avisar ni dar señales" de su esposo como "un secuestro parental" y cree que el hombre aprovecha las singularidades de la justicia española para tratar que no la reconozcan como la madre de los pequeños.

La desaparición del hombre con los pequeños se produjo, según la denunciante el 30 de noviembre. Un día después denunció los hechos en Alemania, donde residían entonces, pero la justicia germana le comunicó que el asunto debía resolverse en España, atendiendo la nacionalidad y el domicilio habitual de ambos. Un día después, su hermano denunció el "secuestro" ante la Policía Nacional de Oviedo.

La mujer sostiene que tanto ella como su entorno intentaron en varias ocasiones ponerse en contacto sin éxito con su esposo. No obstante, asegura haber obtenido unas fotos del hombre junto a una amiga mexicana a la que iban a contratar como niñera y los niños, por Madrid.
Ruiz indica que en los últimos tiempos se encontraba inmersa en los trámites legales para ser reconocida como madre legal de los pequeños. Dice que si bien en Ucrania y otros países tanto ella como su marido figuran como padres biológicos de los pequeños, en España sólo el hombre está reconocido como progenitor, mientras que la maternidad le corresponde legalmente a la madre biológica.

La mujer esperaba ser reconocida como madre adoptiva de los pequeños hace meses, pero los trámites se vieron interrumpidos por la desaparición de su pareja, J. Z. C., con la que contrajo matrimonio el cuatro de agosto de 2016. Ambos se decidieron entonces a ser padres por gestación subrogada y lo consiguieron finalmente en mayo de 2017, permaneciendo en Ucrania hasta agosto para facilitar los primeros meses de cría de los bebés.

Ambos vivieron "como una familia bien avenida" desde entonces entre Alemania y Asturias y para facilitar la adopción de los bebés el propio padre firmó un documento ante notario en el que reconocía la potestad de Miriam Ruiz como madre. "El 1 de diciembre acudió ante el notario para retirar el documento y ahora no puedo continuar con el trámite de la adopción", indica.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook