13 de julio de 2018
13.07.2018
 
Montecerrao

Montecerrao exige que el colegio especial no sea el único centro educativo para el barrio

"No tenemos ni guardería, ni escuela, ni instituto; y la parcela en la que se prevé ese equipamiento es la única destinada a Educación", dicen los vecinos

13.07.2018 | 02:00
La concejala Cristina Pontón (IU), en el centro, el día del anuncio de la cesión de los terrenos, situados tras la edil.

No es que los vecinos de Montecerrao estén en contra de acoger en su barrio el nuevo centro de educación especial llamado a sustituir al de Latores, les parece "un proyecto perfecto" y eso quieren dejarlo muy claro, pero temen que ese servicio impida el desarrollo de otros equipamientos educativos "totalmente necesarios" para el crecimiento de la zona. "La parcela que el Ayuntamiento le ha cedido al Principado para el desarrollo del colegio especial es la única del barrio que está catalogada para albergar usos educativos. Está muy bien que pongan ese centro, y nosotros estamos encantados porque lo consideramos un servicio importante y necesario, pero lo que tienen que hacer entonces las administraciones es habilitar otros suelos para que se puedan poner en marcha otros equipamientos", dice Miguel Balea, presidente de una de las asociaciones vecinales de Montecerrao.

A los vecinos no les ha parecido bien que el Ayuntamiento tomase la decisión de ceder los terrenos para la construcción de la escuela de educación especial sin contar con los vecinos. La parcela a la que se refieren está situada entre las calles Celestino Álvarez y Ribera de Arriba. "Nos enteramos por LA NUEVA ESPAÑA de que el proyecto iba a desarrollarse. Ni siquiera se planteó en el consejo de distrito, al menos para que nosotros pudiésemos decirles esto que estamos planteando ahora", señala el representante de los vecinos. "El resto de las fincas que hay libres en el barrio son privadas o están planificadas para otro tipo de usos diferentes, para acoger servicios que también son necesarios para los vecinos", añade.

Sin atención

Y es que los ovetenses que residen en el barrio de Montecerrao se sienten "totalmente desatendidos" por parte del Ayuntamiento. "No tenemos ni siquiera un centro social, no hay un sitio para hacer deporte que no sea de pago... Se habían prometido muchas cosas para este barrio, pero por el momento nos sentimos muy olvidados", critica Balea.

La parcela en la que se pretende instalas la escuela de educación especial tiene 14.000 metros cuadrados. Cristina Pontón, concejal de IU, dijo el día que se anunció la cesión que ese suelo era "el más adecuado". Las otras dos parcelas municipales disponibles estén en La Florida, pero se optó por la de Montecerrao "porque tiene mejores comunicaciones". El Ayuntamiento ya ha enviado la documentación al Principado, que será el responsable de la obra. El Gobierno regional tiene previsto acometer ahora las modificaciones presupuestarias necesarias para dar inicio a los trámites de construcción.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine