Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

IDOIA FONSECA | Educadora social y experta en orientación familiar

"La edad de inicio de las relaciones sexuales plenas ha caído en picado en los últimos años"

"Muchos padres no son conscientes de la realidad sexual de sus hijos"

Idoia Fonseca.

Idoia Fonseca. LNE

Idoia Fonseca, educadora social y experta en terapias de familia, sabe que los padres temen escuchar ciertos datos, pero ella insiste en que la realidad de la sexualidad de los niños ha cambiado, y mucho, en los últimos años. Los móviles y las tabletas han permitido el acceso al porno

-¿Hay niños que tienen relaciones con penetración a los 12 años?

-Sí, se calcula que en torno al doce por ciento de las primeras relaciones con penetración se da a los 12 años. Lo que sí que sabemos es que es la media de edad en la que nuestros hijos comienzan a tener sus primeros contactos sexuales, sus primeras novias o novios, se tocan, se besan. Las cosas han cambiado mucho en los últimos años.

-¿Por qué este cambio tan abrupto?

-Principalmente por el porno, que comienzan a ver a los 9 años. Hay muchos niños que no tienen ningún tipo de control en sus dispositivos y además son muy listos. Saben quitar los controles parentales que sus padres les instalan, o a lo mejor ellos no tienen móvil con internet, pero sí lo tiene su amigo. Este contacto con el porno que se consume ahora a edades tan tempranas es un problema muy grave.

-¿Qué tipo de consecuencias acarrea este consumo?

-Chavales que en su primera relación sexual quieren hacer un trío o piden sexo anal porque es lo que ven y piensan que es la realidad. Relaciones agresivas que buscan reproducir lo que ven en el porno, que no deja de ser una ficción. Si no dudamos de que Spiderman no existe, ¿por qué pensamos que el porno puede ser real? Es un error.

-¿Qué deben hacer los padres?

-Pues en muchas ocasiones dar las cosas por supuestas, porque es complicado que nuestro hijo nos confiese que ha tenido una relación sexual. Pero tenemos que tener siempre comunicación con ellos, aunque les moleste.

-¿Cuándo se debe empezar a hablarles de sexo?

-Desde que nos hacen las primeras preguntas, que es en Infantil, y nunca debemos mentirles, nada de historias como que los niños vienen de París, porque luego saben la verdad y no volverán a confiar en nosotros. Tenemos que adaptar las respuestas a su nivel de desarrollo, eso sí, pero siempre escucharlos y responder a sus dudas con naturalidad. Somos seres sexuados, eso no podemos olvidarlo nunca.

-¿Qué es lo que más preocupa a los padres?

-Principalmente, la edad de iniciación de las relaciones con penetración y los abusos que se pueden producir en las redes sociales. Recuerdo un caso de un chico de Gijón que hacía gimnasia y en su perfil de Instagram tenía fotos practicando. Un día sus padres descubrieron que tenía decenas de mensajes de gente mayor que intentaba tener contacto con él. Tenemos que estar siempre vigilantes con nuestros hijos, porque en muchas ocasiones no están lo suficientemente desarrollados emocionalmente para poder responder a este tipo de casos.

-¿Falta educación sexual?

-Mucha, en las familias y en los colegios. Sexual y emocional, porque el sexo también implica cómo cuidar a la otra persona, cómo tratarla, cómo hacer que se sienta bien, qué nos gusta y qué no nos gusta. Lamentablemente, el porno se está convirtiendo en el referente de nuestros chavales y eso es muy peligroso.

-Cada vez hay más sexo en los baños de los institutos...

-Así es, es como una nueva moda que se ha instaurado y también tenemos que ser capaces de trasladar a nuestros hijos que no es un lugar para mantener relaciones, igual que tienen que saber que tampoco pueden masturbase en un sitio público y que deben respetar la intimidad.

-Entenderá que muchos padres se hayan alarmado con estos datos.

-Sí, pero muchos no son conscientes de la realidad de sus hijos y piensan "el mío no". Por eso debemos llevarlos a planificación familiar en torno a los 13 o los 14 años, para que sepan los riesgos de la relación sexual sin protección, para que conozcan los métodos anticonceptivos y también para que vean que nosotros les acompañamos en todos los cambios que se producen en su vida.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats