03 de marzo de 2019
03.03.2019

Los Mazcaritos adelantan el Carnaval

La comparsa, que ya Evaristo Valle pintó en 1928, inició ayer tres intensas jornadas en las que recorrerá las calles de Oviedo

03.03.2019 | 01:20
Los Mazcaritos adelantan el Carnaval
Los Mazcaritos, ayer, en la plaza del Paraguas.

El Museo de Bellas Artes de Asturias cuelga en una de sus salas la obra "Carnavalada de Oviedo", de Evaristo Valle, pintado en 1928. Es el reflejo de la mascarada urbana que se celebraba por estas fechas en la ciudad y que dejó de hacerse hace alrededor de 80 años. Ahora la han recuperado "Los Mazcaritos d'Uviéu", una comitiva de personajes, una comparsa que ayer recorrió las calles del casco histórico anunciando la llegada del Carnaval.

La comparsa llegó a las seis de la tarde a la plaza del Paraguas, abarrotada de gente que aprovechaba el buen tiempo. Los personajes hicieron de las suyas: bailes, cantos, música, danzas y travesuras. Lo de llevar máscara permite coger al primer viandante que se encuentre al personaje y hacerle alguna broma o intentar que se una a la fiesta. Fue lo que ocurrió durante toda la tarde de ayer y volverá a repetirse durante todo el fin de semana en las distintas actuaciones del colectivo que ha recuperado la tradición.

El promotor de la iniciativa, Ánxel Nava, explicó que esta mascarada "fue prohibida por el franquismo y se creía prácticamente desaparecida, pero en realidad se siguió haciendo en los pueblos y barrios del municipio de Oviedo". La idea es recorrer las calles de Oviedo, "correr el Antroxu", dicen, pidiendo el aguinaldo, bailando y entonando cantares de escarnio como las coplas del Coque, que popularizó Jerónimo Granda. La aventura de los Mazcaritos duraba tres días y una noche, y cada una de esas jornadas tenía su nombre: "sábadu frixueleru", que fue ayer; "domingu larderu o domingu Gordu", "llunes gordu" y "martes de Antroxu". En la primera jornada se procede a "plantar la vieya", acto consistente en colocar un muñeco a modo de cucaña, pero con disfraz. Lo hicieron ayer en el Paraguas. La idea es que el muñegote (el pelele) permanezca allí 20 días y sea trasladada después de ese tiempo como se hacía antiguamente.

Una fiesta tradicional que ayer sorprendió a propios y extraños. Los ovetenses, porque muchos de ellos eran desconocedores de esa tradición, y los visitantes, porque se encontraron a un grupo de unas quince personas haciendo, cantando y "corriendo el Antroxu" por las calles de la ciudad. La comparsa estará hoy, de 12.00 a 15.00 horas, en el entorno de la plaza del Ayuntamiento, el Fontán y la plaza de la Catedral.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído