13 de marzo de 2019
13.03.2019

La directora del colegio Parque Infantil denuncia al conserje por insultarla y vejarla

La concejalía de Educación abre un expediente para investigar el caso El bedel alimenta gatos y palomas con comederos en el patio

13.03.2019 | 01:09

La directora del colegio Parque Infantil (Ciudad Naranco) María Pilar Fuertes, ha interpuesto una denuncia ante la policía nacional contra el conserje del colegio al que acusa de "vejarla e insultarla de manera constante". Según la directora del centro, el conserje, que lleva más de veinte años trabajando en el centro educativo, se dedica a alimentar a los animales que pasan por el patio, como es el caso de gatos y palomas, y aunque ya se le abrió un expediente en una ocasión hace caso omiso tanto a los padres como al Consejo Escolar. "Le venimos reiterando desde hace años que no puede alimentar a los animales ya que eso genera la presencia de excrementos en el centro y es un peligro para los alumnos, que en más de una ocasión han terminado jugando con las bolitas de colores que este hombre coloca para alimentar a los animales, con el peligro que ello supone", concreta Fuertes.

El colegio ha puesto el caso en manos del Ayuntamiento y la concejala de Educación, Mercedes González (Somos), que ya ha abierto un expediente al conserje. Además, la situación también se ha puesto en conocimiento de Inspección (dependiente de la Consejería de Educación). Según explica la directora del centro, "el conserje coloca comederos en el patio, lo que conlleva a una presencia continua de animales en el centro, lo que provoca riesgos para los niños de entre 3 y 12 años, que acuden a clase en el centro". Visiblemente afectada por el problema, la directora solicita que "esta situación se termine, ya que pasamos muchas horas juntos todos los días y todos somos compañeros". La presencia de excrementos ha derivado en que el colegio tuvo que contratar a una empresa de limpieza para que llevasen a cabo un lavado con agua a presión de todo el patio. "Hay ocasiones en que no se puede dar la clase de Educación Física en el patio debido a la presencia de los excrementos", apostilla la directora.

Tanto el AMPA como la dirección del centro aseguran que se han "visto obligados a tomar estas medidas ante la pasividad del conserje, que desoye desde hace años las decisiones de la comunidad educativa". Además, la directora reconoce que la situación laboral con el conserje es insostenible. "Lleva años diciéndome que yo no soy nadie para decirle lo que tiene que hacer, insultándome y faltándome al respeto", concluye. La semana pasada aparecieron en el patio varias cajas con comederos para los animales e incluso las palomas llegaron a colarse en las aulas, sabedores de que el Parque Infantil es un lugar donde siempre pueden encontrar comida.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook