16 de mayo de 2019
16.05.2019

Dos hombres roban un coche en Oviedo y después asaltan un estanco en Trubia

"Uno de ellos saltó el mostrador y me puso un cuchillo en el abdomen", dice la dueña del negocio

16.05.2019 | 01:15
El estanco de Trubia en el que se produjo el atraco.

La Policía Local y la Guardia Civil buscan desde ayer a dos individuos que robaron un coche en el barrio ovetense de La Corredoria y después lo utilizaron para desplazarse a Trubia, donde atracaron un estanco a punta de cuchillo. Según explica la dueña del establecimiento, situado en la calle Ramón López, en el momento del asalto había en la caja "alrededor de 250 euros".

La mujer no sufrió ningún daño, pero se llevó un buen susto. "Entró encapuchado y con guantes, saltó el mostrador y me puso el cuchillo en el abdomen", explica la afectada. "Me dijo en varias ocasiones que le diese el dinero y yo le contesté que estaba en la caja. Cuando se puso a cogerlo salí corriendo y empecé a pedir socorro", añade la mujer. En ese momento se acercaron varios obreros y las empleadas de algunos de los negocios cercanos al estanco. "Pudimos coger la matrícula, pero se fueron con el coche a toda prisa", señala la trabajadora a la que amenazaron. No en vano, uno de los ladrones se había quedado esperando en el interior del vehículo para emprender la huida una vez que su compañero perpetrase el atraco.

El robo del coche, según fuentes de la Guardia Civil, se produjo a las doce y media del mediodía en La Corredoria. Los ladrones aprovecharon un descuido del dueño del vehículo sustraído -un Citroën Saxo de color blanco- para montarse en el coche y llevárselo antes de que el propietario, "que se había dejado las llaves puestas", pudiese siquiera reaccionar. Una hora más tarde, a la una y media de la tarde, los ladrones se plantaron en Trubia para robar en el estanco.

Accidente

Pero la peripecia delictiva de los dos individuos no se quedó ahí. A las dos y media de la tarde la Guardia Civil recibió una llamada en la que se informaba de un accidente registrado en las inmediaciones del cementerio de San Claudio. Al llegar al lugar, los agentes se percataron de que se trataba del coche robado por los dos individuos que atracaron el estanco, que lograron huir sin ser detenidos. El dispositivo para intentar atrapar a los ladrones, en el que participan la Guardia Civil y la Policía Local, seguía activo a última hora de ayer.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído