03 de agosto de 2019
03.08.2019

La estafa piramidal de una academia acumula ya 34 denuncias

La Guardia Civil cree que puede haber muchos más afectados y anima a presentar demandas

03.08.2019 | 01:32

Fuentes de la Guardia Civil aseguraron ayer que ya son 34 las denuncias presentadas contra la gerente de una academia acusada de promover una estafa piramidal y otros fraudes cuya cuantía ascienden a 194.000 euros, a falta de conocer nuevos casos. La propia benemérita anima a todos los afectados que descubran irregularidades a presentar demandas para facilitar la investigación de otros ilícitos.

La investigación apunta a que la mujer responsable del centro formativo privado incurrió en numerosos delitos. El caso se destapó la pasada primavera por una pareja que denunció haber sido estafada al invertir mil euros en unas supuestas becas que les otorgarían un beneficio del 100%, pero finalmente no percibieron ni un sólo euro de lo prometido.

Las pesquisas iniciadas comenzaron a revelar otros fraudes. La Guardia Civil constató, entre otras lindezas, que el personal de la academia estaba sin contratar y que la misma ofertaba titulaciones falsas, presumiendo de un ficticio acuerdo con una prestigiosa universidad. Monitor de tiempo libre, auxiliar de enfermería, auxiliar de farmacia y el grado medio en aeronáutica son algunos de los ejemplos de las titulaciones falsamente otorgadas a los estudiantes.

Prácticas irregulares

Uno de los casos más flagrantes es el de un estudiante que cursó hasta dos de estos cursos y se encontraba realizando las prácticas en una farmacia de manera irregular sin ni siquiera saberlo. El dinero estafado por los cursos, según la Guardia Civil es de 16.000, pero no se descarta que la cifra vaya en aumento, según se vayan conociendo más casos en el futuro.

El fraude se extendió a otras muchas prácticas. La mujer llegó presuntamente a usurpar la identidad de un agente de viajes para organizar viajes por los que cobraba, pero posteriormente no pagaba a los proveedores. Así, fueron varios los viajes de estudios de institutos que resultaron engañados por la acusada y descubrieron el desaguisado cuando hoteles de países como Italia, Grecia o Portugal les reclamaron el pago de las estancias que ya daban por abonadas.

La estafa iba más allá, pues según lo indagado por la Policía Judicial del cuartel de la Guardia Civil de Tudela Veguín, la acusada organizaba sorteos supuestamente para sufragar el coste de los viajes de estudios. El reclamo era un viaje a Canarias del que resultaron agraciados dos compradores, pero jamás se vieron recompensado por el premio publicitado a bombo y platillo.

Crucero inexistente

El dinero estafado en la organización de viajes supera ya los 36.000 euros. Entre los descubrimientos sorprendentes por los agentes está un crucero previsto por un instituto de Avilés para julio del año que viene para el que la investigada había cobrado ya una parte. La Guardia Civil contactó con la naviera organizadora del supuesto viaje y no tenía conocimiento alguno sobre la actividad contratada por los estudiantes avilesinos.

A la mujer también se le atribuye la falsificación de documentos para sostener sus servicios ficticios, así como intrusismo laboral por ejercer como agente de viajes sin contar con los permisos para ello. Intrusismo laboral porque ejerce agencia de viajes y no dispone de nada. No obstante, la investigación continúa abierta y con vistas de incorporar más cargos.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook