05 de septiembre de 2019
05.09.2019

García Vera, lleno de "ilusión" como nuevo superior jesuita

Inocencio Martín Vicente deja el puesto y toma rumbo a Salamanca, "sin pena y muy tranquilo", tras seis años en Asturias

05.09.2019 | 01:45

"Ilusionado", pero responsabilizado, porque es consciente de la fuerza jesuita en Asturias. Así llega Pedro Luis García Vera a su puesto como nuevo superior y delegado de la Plataforma de Asturias de la Compañía de Jesús. El sacerdote aragonés tomó ayer posesión de su cargo durante un emotivo acto en la iglesia del Sagrado Corazón (Salesas), en el centro de Oviedo García Vera recogel el testigo que ayer mismo le entregó Inocencio Martín Vicente. Ante la presencia de numerosos fieles, el saliente, que hoy mismo parte hacia Salamanca, donde colaborará con el Centro de Espiritualidad de la capital charra, entregó el testigo a García Vera.

Durante la homilía de la ceremonia, el antiguo Superior de los Jesuitas en la región quiso "dar las gracias a Dios y la enhorabuena a Pedro Luis". Recordó su aterrizaje en el Principado de Asturias desde Burgos hace justamente seis años. "Cuando vine me dijeron que venía a una plataforma con más recorrido", rememoró.

A lo largo del sermón, el jesuita se mostró satisfecho de la labor realizada durante su etapa en el Principado, y que se marcha "sin pena y muy tranquilo". No quiso hablar de divorcios, sino de caminos que se separan. "Ahora me toca servir de otra manera", añadió.

Al término de la eucaristía, se produjo el acto de nombramiento de su sucesor, Pedro Luis García Vera, dirigido por el jesuita Alberto Plaza. Tras la toma del cargo, el nuevo Superior de la Compañía de Jesús tuvo palabras de agradecimiento, "sobre todo a Dios", por haberle atribuido su "vocación de jesuita". El sacerdote aragonés se mostró ilusionado, aunque también consciente de la relevancia jesuita en Asturias.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook