Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los cadáveres de los ovetenses encontrados muertos estaban "momificados": la pareja llevaba años muerta en el piso familiar

La Policía ya ha procedido al traslado de los cuerpos

Los cadáveres de los ovetenses encontrados muertos estaban "momificados": la pareja llevaba años muerta en el piso familiar

Los cadáveres de los ovetenses encontrados muertos estaban "momificados": la pareja llevaba años muerta en el piso familiar

La Policía Nacional de Oviedo investiga las causas que rodearon la muerte de dos personas cuyos cadáveres fueron localizados a primera hora de la tarde de hoy en un piso situado en el séptimo delnúmero 4 de la calle Santa Clara, en pleno centro de la ciudad. Al parecer una vecina de los ahora fallecidos dio la viz de alarma al ver que le bajaba agua por los óculos: el piso tenía una fuga como consecuencia de una avería en la calefacción y los técnicos que acudieron a reparar las calderas no encontraban a los dueños del séptimo piso.

Los agentes encargados de la investigación ya han podido identificar a los muertos. Se trata de dos hermanos (un hombre y una mujer): él era un conocido arquitecto y ambos eran hijos de un médico, el doctor González Luengo. Sus vecinos llevaban cuatro años sin saber de ellos. De hecho las primeras hipótesis apuntan a que los dos ovetenses llevaban casi un lustro muertos dentro de su piso sin que nadie les echara en falta. Los cuerpos estaban, según fuentes policiales, "momificadas".

Hasta el lugar del suceso se desplazaron varias patrullas de agentes del Cuerpo Nacional de Policía. Una vez realizado el levantamiento de los cadáveres se procedió a su traslado al instituto anatómico forense en donde en principio se les realizaría la autopsia para certificar las causas del fallecimiento. El muerto es el arquitecto José María González Álvarez Luengo. Su cuerpo sin vida fue encontrado junto al de su hermana Alicia en la vivienda familiar. Ambos eran hijos del doctor González Luengo, también de la capital del Principado.

Hace unos días el rescate por parte de los Bomberos de la capital de varias personas que habían caído al suelo y que vivían solas puso de manifiesto las carencias de atención de este tipo de colectivos.

Compartir el artículo

stats