13 de marzo de 2020
13.03.2020
La Nueva España

La poesía que es capaz de todo

La AMPA del centro Angel de la Guarda edita un libro y un DVD sobre el proceso de creación poética con discapacitados

13.03.2020 | 00:54

El proyecto Asturias, capital mundial de la poesía ha visto frenada una de sus iniciativas más importantes, la gala que estaba prevista para el día 21 de marzo, suspendida por el coronavirus. Sin embargo, no todo ha caído en saco roto porque, merced a esta propuesta, los usuarios del centro Ángel de la Guarda de Latores y del Centro de Apoyo a la Integración (CAI) de la Asociación de Personas con Parálisis Cerebral (Aspace) se han embarcado en una aventura poética muy enriquecedora para todos.

Se trata de la edición de un libro, titulado "Somos poesía", con un DVD sobre el proceso de la creación poética. La iniciativa ha sido de la Asociación de Madres y Padres de Alumnos (AMPA) del Ángel de la Guarda, que ha abarcado varios ámbitos.

Por una parte, los profesionales de los centros han elaborado una poesía por ciclo con todos los usuarios, teniendo en cuenta sus capacidades y utilizando diferentes temáticas.

Y, por otra parte, consideraron interesante tanto para la integración como para conocer la perspectiva que familiares, amigos y conocidos tienen sobre la discapacidad, contar con la aportación de poesías elaboradas por estas personas, que plasmaron en ellas sus sentimientos. La presidenta de la AMPA, Irma Rozada, dijo que además se ha contado con poemas creados "por alguna persona con discapacidad motórica pero con unas capacidades cognitiva e intelectual excepcionales".

La publicación del DVD obedece a la intención de que las personas que no viven de cerca el mundo de la discapacidad observen con sus propios ojos los procesos de creación de las poesías, así como la interacción de los usuarios con los profesionales de los centros y, también, con los autores de algunos de los poemas.

Hay, incluso, alguna que otra "acción poética". Un ejemplo es el poema "Sopa de letras". Los usuarios del CAI llevan cada uno una letra y el conjunto está en apariencia exento de significado, hasta que aparecen en color rojo y en diagonal las letras de la palabra "poesía".

"Lo que queremos transmitir es que nuestros hijos, con sus gestos, sus miradas, sus caricias, nos comunican sentimientos, emociones y vivencias que son poesía. Es la forma que tienen de comunicarse y son poesía en sí mismos; dentro del caos de vida que te suponen a veces, estas personas son las que te inspiran sentimientos, son poesía", explica la presidenta.

Se han grabado imágenes en los centros y también se ha hecho una grabación en el Museo Arqueológico en la que se materializó un proceso de interacción entre personas con la lectura de poemas propios y ajenos, siempre con mucha intensidad y pasión.

"Nuestros hijos e hijas son especiales en muchos sentidos, tienen una ilusión especial por cada actividad que se les propone, se entusiasman fácilmente con pequeños detalles y agradecen inmensamente todo detalle que perciban hacia ellos", concluye Irma Rozada.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Lo último Lo más leído