Suscríbete BLACK WEEK

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Oviedo blindará la protección del Campo con una normativa específica para su uso

La regulación busca conservar las mejoras de fuentes, suelos y puntos emblemáticos previstas en un plan director que ya se está redactando

Una actividad de baile en el paseo del Bombé del Campo el verano pasado.

Una actividad de baile en el paseo del Bombé del Campo el verano pasado. LNE

El Ayuntamiento quiere blindar para el futuro la conservación del Campo San Franciscocon la aprobación de una normativa específica pensada para evitar actividades que puedan generar deterioros como el que presenta actualmente. Dicho texto sería consensuado con el Principado y pondría la guinda al plan director que actualmente se

El proyecto para renovar "el pulmón verde de la ciudad" está siendo liderado por el alcalde, el popular Alfredo Canteli, y coordinado por el edil de Parques y Jardines, Gerardo Antuña, con el objetivo de disponer cuanto antes de las bases para atajar deficiencias como los daños en los paseos o el abandono del kiosco de la música. La creación de una normativa específica determinará aspectos como qué vehículos podrán entrar y cómo en el espacio, así como las actividades permitidas en el mismo, para garantizar su cuidado.

El plan director girará, según fuentes municipales, sobre cinco ejes. Eliminar las roturas, los charcos y los desniveles de los suelos del Campo es uno de los objetivos más inmediatos fijados por el Ejecutivo local y son varias las actuaciones previstas para este mandato, junto con otras ya programadas anteriormente, como la renovación de la señalización y el vallado del parque. Las obras precisan la aprobación regional, al estar el espacio catalogado como jardín histórico.

La puesta en funcionamiento de todas las fuentes es otro de los puntos destacados en el plan director. Consideran en el Consistorio que son emblemas de la ciudad y su adecentamiento es una medida necesaria. Lo mismo ocurre con los elementos ornamentales, incluidos en un tercer punto y entre cuyas principales actuaciones se refleja la necesidad de colocar jardineras o la renovación de las forjas de los bancos corridos, característicos del paseo del Bombé.

Los otros dos puntos son los relativos a dos actuaciones adelantadas por LA NUEVA ESPAÑA. Se trata del nuevo aguaducho, equipado con servicios higiénicos y almacén, para dar un servicio hostelero que, a su vez, mejorará la estética actual, y la culminación de las obras de kiosco de la música, paradas desde 2015 y cuyos pliegos fueron aprobados esta semana en Junta de Gobierno.

Marca local

La puesta al día del Campo es un paso esencial para potenciar la marca "Parques de Oviedo" con la que el Ayuntamiento aspira a promocionar con programas de seis meses de actividades este y otros espacios como La Zoreda, La Rodriga o el Campillín.

Para continuar leyendo, suscríbete al acceso de contenidos web

¿Ya eres suscriptor? Inicia sesión aquí

Y para los que quieren más, nuestras otras opciones de suscripción

Compartir el artículo

stats