23 de julio de 2020
23.07.2020
La Nueva España

Patrimonio abandonado al estilo de Hooper

Federico Granell mezcla en "Involutio", en la Universidad, cuadros de viejas villas indianas con loza de San Claudio

23.07.2020 | 01:19
De izquierda a derecha, Enriqueta de Valdés, Jessica Noval, Micaela Bertorello, Maissa Kalai, Cristina Sedano, Isaac Coello, Federico Granell, Javier Martínez, Francisco Borge y Ana Fernández, durante su intervención.

"Involutio. El patrimonio abandonado de Asturias", es el título de la exposición del artista de Cangas del Narcea, Federico Granell, inaugurada ayer en la reabierta sala de exposiciones de la Universidad de Oviedo, y que podrá verse hasta el 23 de agosto.

El proyecto expositivo ha sido objeto del trabajo final de uno de los grupos de alumnos del Máster en Estudios Avanzados en Historia del Arte de la Universidad de Oviedo, que ayer estuvieron presentes en la inauguración. Además del autor, acudió al estreno, Ana Fernández, co-directora del Máster y Francisco Borge, vicerrector de Extensión Universitaria. La muestra de Granelll una auténtica oda al patrimonio arquitectónico industrial de Asturias, en la que hay desde pinturas de casas indianas abandonadas a moldes y piezas de la fábrica de loza de san Claudio, es la primera exposición monográfica que acoge la sala del Edificio Histórico, en la que estos días los cuadros, esculturas y piezas de loza conviven de forma armónica.

"Es un lujo y un placer contar con esta obra que además viene de la mano de un proyecto formativo, ya que no debemos olvidar que somos una institución que se dedica a formar", señaló Francisco Borge. Javier Martínez habló en nombre de los alumnos del máster y destacó el amplio elenco de interpretaciones que abren los cuadros y objetos mostrados por Granell: " Es un artista que establece contrastes muy claros entre el pasado y el presente, y que a la vez, demuestra un amplio respeto por el patrimonio natural de Asturias", recalcó Martínez.

"Es una alegría llegar hoy y ver que estos estudiantes han escogido un trabajo que entronca directamente con la intención de lograr un mundo mejor . algo que siempre ha estado presente en el mundo del arte", señaló la profesora Ana Fernández, directora del Departamento de Historia del Arte y Musicología. "Este trabajo también es una llamada de atención a la conservación de nuestro patrimonio, como las casonas de indianos que dan una imagen especial a nuestros pueblos o esas grandes naves y vestigios industriales que no acabamos de valorar", aseguró la co directora del máster, que también destacó el sentido narrativo que siempre subyace en la obra de Granell, a la que comparó con los cuadros de Hooper. "Granell ejemplifica la belleza de la decadencia y establece una unión entre el pasado y el presente que lo vincula a Edward Hopper: la pintura como espacio natural de la imaginación y la fabulación, no solo del artista sino también del espectador", dijo.

"La fábrica de loza o la de Armas son metáforas de una sociedad industrial ya muerta, en un momento en el que vamos a una cultura de tránsito a la sociedad post covid", explicó Fernández. El artista se mostró encantado de exponer en la Universidad y aprovechó su intervención para agradecer el apoyo de la institución académica. "La exposición está hecha con mucho cariño y es un lujo que pueda exponerse en este espacio", remarcó. Francisco Borge y Ana Fernández también agradecieron el trabajo, de Sara Vázquez-Canónico, técnica de exposiciones de la Universidad.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook