13 de septiembre de 2020
13.09.2020
La Nueva España

La llegada in extremis de las pruebas PCR permite abrir tres escuelas infantiles más

Los centros de 0 a 3 años de La Florida y el Rubín siguen pendientes de recibir los resultados de los análisis y aún no hay fecha para su apertura

13.09.2020 | 01:30
La llegada in extremis de las pruebas PCR permite abrir tres escuelas infantiles más

El Ayuntamiento de Oviedo anunció ayer que cinco de las siete escuelas infantiles del concejo estarán abiertas antes del próximo miércoles. El gobierno local ya había asumido que el curso solo empezaría este lunes en el María Balbín de San Lázaro y que el miércoles se sumarían los niños del Dolores Medio, pero la llegada in extremis de los resultados de las pruebas PCR que se realizan al personal docente y no docente en este tipo de centros le ha permitido al Consistorio poner en marcha otras tres escuelas infantiles, centros para niños de hasta 3 años. "Se trata de las escuelas de Montenuño, Colloto y La Corredoria", explica la concejala de Educación, Yolanda Vidal.

La edil de Ciudadanos pide disculpas "a los padres y madres que contaban con poder llevar a sus hijos el día 14 a las escuelas infantiles", pero vuelve a echarle la culpa al Principado. "Lo primero es la seguridad de familias y personal de los centros. Hasta que el Principado no completó las pruebas de todo el personal de cada escuela no pudimos anunciar la apertura de los centros", señala Vidal. Fuentes de la Consejería de Salud aseguran por su parte que el Principado recibió el listado con el personal de una de esas escuelas este mismo viernes, es decir, cuatro días fuera de plazo, y que por eso no había pruebas PCR. "Desde el Ayuntamiento hicimos nuestro trabajo y enviamos los datos y el listado de personal que se tenía que hacer las pruebas, concretamente las direcciones de las escuelas, los primeros días de septiembre, como se nos requirió", afirma Yolanda Vidal.

La responsable del área de Educación vuelve a la carga. "Desde el Ayuntamiento de Oviedo siempre se ha facilitado a la Consejería de Educación la información que se nos requería en tiempo y forma, y lamentablemente, en este caso, hay que decir que el Principado ha actuado con una total falta de previsión y planificación, lo que nos ha obligado a retrasar unos días la fecha que teníamos prevista, ante un inicio de curso que a nadie debería pillar por sorpresa", señala Vidal. La concejala del ramo recuerda que aún está pendiente que el Principado culmine las pruebas PCR y comunique los resultados en la escuela de la Florida y en el Rubín, "algo que se para finales de la semana que viene", afirma.

La portavoz de Somos, Ana Taboada, cargó sin embargo contra el equipo de gobierno local. "La gestión de la concejalía de Educación es un caos. Ha habido una total falta de planificación por parte del bipartito y nula coordinación con la Administración regional", dice Taboada. "A pesar de que el día 2 de septiembre se comunicó a todo el personal de las escuelas infantiles que tenían que hacer la prueba PCR, la falta de coordinación entre administraciones hizo que las pruebas se retrasasen en muchas escuelas. Ahora nos encontramos con que, a pesar de la rapidez del Sespa en la gestión los resultados no han llegado. Los perjuicios para las familias son considerables", subraya Taboada.

El concejal de Vox Hugo Huerta acusa al Principado y al Ayuntamiento de "dejar vendidas" a las familias al no abrir las escuelas infantiles a tiempo. "Es una vergüenza que a escasos dos días de que los niños de 0 a 3 años comiencen las clases se avise a los padres de que se pospone el inicio de curso. Hace semanas que todos sabemos ya que las educadoras deben hacerse pruebas PCR", subraya.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook