La concejalía de Políticas Sociales anunció ayer que entre los proyectos desarrollados por Cruz Roja a través de los convenios firmados por el Consistorio se pondrá en marcha uno dirigido a asesorar a las personas más vulnerables para tratar de ayudarles a evitar que pierdan su vivienda.

La iniciativa prevé formaciones y acciones dirigidas a orientar a las personas con recursos escasos para que mejoren la gestión de su economía doméstica o asesorarles para acceder a determinadas ayudas públicas. En resumen, el proyecto se centra en la mediación, el acompañamiento y la orientación jurídica dirigidos a que las familias y unidades de convivencia puedan acceder a una vivienda y conservarla en las mejores condiciones y acorde con su situación económica.

Desde el Consistorio aseguran que no se trata de un mero asesoramiento, sino de un acompañamiento “de eminente contenido social” para ayudar a los desfavorecidos.