Un vecino de Gijón se enfrenta a diez meses de cárcel al estar acusado de coaccionar a una mujer, vecina de Oviedo, para tener relaciones sexuales amenazándola con publicar unas fotos y conversaciones íntimas que tenía guardadas en su teléfono móvil.

Según el informe del fiscal, la mujer publicó en diciembre de 2018 un anuncio en internet buscando trabajo como cuidadora de niños. A los pocos días el procesado se puso en contacto con ella, pero lejos de contratarla para los fines pretendidos por la demandante de trabajo, el varón le ofreció hacerle una sesión de fotos a cambio de dinero.

A partir de ese momento ambos comenzaron a mantener conversaciones telefónicas y por mensajes de contenido sexual, llegando a intercambiar fotografías de carácter íntimo.

El 19 de marzo de 2019, el novio de la mujer descubrió la relación y esta decidió finalizar las conversaciones con el acusado. A partir de entonces, no conforme con la decisión, el varón comenzó a solicitarle relaciones sexuales a cambio de no publicar sus fotografías íntimas y pantallazos de conversaciones en las redes sociales. Igualmente, le amenazó con enviárselas a sus familiares y contactos. Ante el temor de que cumpliera su amenaza retomó el contacto con el sospechoso, el cual llegó a enviarle una analítica sanguínea, con sus datos personales, para que viera que no padecía una enfermedad sexual y podían mantener relaciones seguras.

Dos días más tarde, la mujer decidió denunciar los hechos.

La Fiscalía considera que los hechos relatados son constitutivos de un delito de coacciones del artículo 172.1 del Código Penal.

Y solicita que se condene al acusado a 10 meses de prisión, con inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena. Costas.

La vista oral está señalada el lunes, 8 de marzo de 2021, en el Juzgado de lo Penal número 3 de Oviedo, a las 10,15 horas.