Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La obra de ampliación del puente de Nicolás Soria vuelve a arrancar la próxima semana

El Gobierno central reconoce que habrá sobrecostes y asegura que el cambio de Ábalos como ministro de Transportes no afectará a los plazos de los trabajos en Oviedo

Atasco en Ciudad Naranco con las obras de ampliación del puente de Nicolás Soria al fondo. | Miki López

Atasco en Ciudad Naranco con las obras de ampliación del puente de Nicolás Soria al fondo. | Miki López

Las obras de ampliación del puente de Nicolás Soria, una actuación clave para acabar con los atascos en Ciudad Naranco, volverán a arrancar “la próxima semana” después de un parón de mes y medio a consecuencia de una serie de “problemas técnicos” surgidos sobre el terreno cuando iban a colocarse los anclajes del nuevo paso bajo las vías del tren, un segundo cajón bajo el puente que servirá para duplicar la actual estructura y para ampliar de tres a cinco carriles la entrada y salida del barrio. Fuentes del Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) –el organismo dependiente del Ministerio de Transportes responsable del proyecto– aseguran que la empresa concesionaria de la obra, la constructora Copcisa, “comenzará con los trabajos de ejecución de los anclajes que habían dado defectuosos” en los próximos días y que los obreros volverán al tajo al mismo tiempo.

Las mismas fuentes aseguran que también han comenzado ya los trámites para modificar el proyecto, una operación que ya había sido anunciada en el momento en el que las máquinas dejaron de trabajar y que es necesaria para llevar a cabo “otras modificaciones técnicas asociadas a la operación de empuje del nuevo cajón” que se va a colocar bajo el puente de Nicolás Soria. Los responsables del Adif negaron rotundamente a principios de junio que existiese ningún tipo de enfrentamiento con la empresa concesionaria y afirmaron que Copcisa no le había exigido más dinero al Ministerio por la realización de los trabajos al surgirle sobrecostes. Ahora, mes y medio después, las mismas fuentes siguen defendiendo que las relaciones con la empresa son normales y que Copcisa nunca se planteó abandonar los trabajos si no recibía más dinero, pero reconocen que el modificado del proyecto traerá consigo un incremento sobre el presupuesto inicial. “Se trata de un problema técnico, no económico. La propuesta de modificación contempla actuaciones encaminadas a minimizar cualquier problemática derivada de la operación del empuje del cajón bajo las vías. No obstante, esas medidas nuevas que se implementan en el modificado sí que conllevarán un incremento económico sobre el presupuesto de adjudicación”, señalan desde Adif.

La constructora Copcisa se hizo con la adjudicación del contrato de las obras de ampliación del puente de Nicolás Soria tras presentar una oferta a la baja de 2.994.583 euros, lo que significó una rebaja de más de 850.000 euros con respecto al presupuesto base incluido por el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias (Adif) en los pliegos de licitación (3.849.079 euros). El plazo de ejecución de los trabajos se estableció en doce meses, que comenzarían a contar a partir del inicio de las obras, que arrancaron en agosto del año pasado y tendrían que estar terminadas el próximo mes de septiembre. La llegada de la pandemia primero y los contratiempos técnicos surgidos después hacen que nadie se atreva a poner fecha a la inauguración de las obras. La sustitución de José Luis Ábalos como ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana –el cargo lo ocupa ahora Raquel Sánchez– no afectará al desarrollo de la obra, aseguran las fuentes consultadas.

La actuación en Ciudad Naranco está pensada para mejorar la capacidad circulatoria de toda la zona norte de la ciudad al reconducir a los vehículos por dos calzadas. Una de ellas descenderá hacia la avenida de Santander, bajo el paso inferior existente, y contará con tres carriles de 3,50 metros de ancho cada uno y una acera de 3,05 metros. La otra calzada ascenderá hacia Ciudad Naranco por un nuevo cajón, con dos carriles de 3,15 metros de ancho, arcenes de 20 centímetros y una acera de tres metros. Al menos esos eran los planes antes de que Adif anunciase el modificado.

Un proyecto que la ciudad lleva esperando desde hace 23 años

Los vecinos de Ciudad Naranco fueron muy críticos el pasado mes de junio, cuando se enteraron de que la obra que llevaban 23 años esperando había vuelto a pararse. Y es que la ampliación del puente de Nicolás Soria es un proyecto que viene de muy lejos. No en vano, fue ya en 1998, dentro del proyecto de Cinturón Verde, cuando el Ministerio de Transportes (Fomento), del que depende el Adif, se comprometió por primera vez a llevar a cabo la ampliación. El plan sufrió después muchos altibajos. A grandes rasgos, apareció y desapareció en varias ocasiones de la agenda del Gobierno central hasta que el ya exministro José Luis Ábalos, durante una visita a Oviedo y con Pedro Sánchez en la Moncloa, prometió que las obras se adjudicarían antes de las elecciones generales del 2019, lo que finalmente se dio en junio de 2020.

Compartir el artículo

stats