Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Oviedo pagará en noviembre 2,5 millones de ayudas a pymes afectadas por el covid

El Ayuntamiento ultima la tramitación de 2.600 solicitudes para optar a subvenciones de hasta 3.500 euros para los sectores más golpeados

Una terraza hostelera de la Losa, bajo la lluvia, en plenas restricciones por el covid. | Nazaret Quintas

Oviedo quiere apuntalar la recuperación económica respaldando con dinero municipal a las pequeñas empresas damnificadas por las restricciones derivadas del coronavirus. La concejalía de Economía prevé repartir en noviembre los 2,5 millones de euros reservados este año por el plan de recuperación. La idea es ayudar, con un máximo de 3.500 euros, a quienes hayan acreditado una merma en la facturación de más del 10% en los trimestres previos al 3 de noviembre de 2020, cuando comenzaron las limitaciones para frenar la segunda ola de contagios.

Los técnicos municipales se centran estas semanas en ultimar la tramitación de 2.600 solicitudes presentadas por autónomos y responsables de empresas de la ciudad con plantillas de menos de 50 trabajadores. Una vez comprobado cuántos de los demandantes de las ayudas cumplen los requisitos, quedará por determinar la cuantía de las mismas. Los aspirantes recibirán entre 800 y 3.500 euros con los que cubrirán parcialmente facturas por un montante máximo de 5.000 euros.

El edil de Economía, el popular Javier Cuesta, da por hecho que los trámites se culminarán el próximo mes, posibilitando así un ingreso extra para los negocios en un mes que habitualmente no suele ser muy bueno debido a que los consumidores suelen reservarse de cara a la campaña navideña. Estos 2,5 millones de euros se suman a los 4 millones inyectados por el Consistorio el año pasado a las pequeñas empresas en concepto de ayudas para gastos de adecuación de negocios y mantenimiento de empleo.

La estimación inicial del equipo de gobierno era la de repartir unas 1.200 ayudas. Las 2.600 solicitudes recibidas son más del doble de dicha previsión, si bien es posible que buena parte de las mismas sean descartadas por incumplir algunas de las condiciones establecidas por las bases aprobadas por el Consistorio para esta convocatoria.

Si bien en la convocatoria de 2020 fueron la hostelería y el comercio los sectores con más papeletas para recibir las subvenciones, en esta ocasión, los criterios establecidos por los técnicos municipales están orientadas a hacer llegar la mayor parte de los fondos a actividades como el ocio nocturno, las agencias de viajes o los gimnasios.

Los dos primeros sectores fueron los que durante más tiempo se vieron damnificados por las restricciones. En el caso de los gimnasios, el ayuntamiento ha querido compensar la escasez de ayudas destinadas a los mismos en los peores momentos de la pandemia.

El aumento del número de demandantes puede explicarse también en los cambios realizados en relación a determinadas personas jurídicas. Las ayudas de 2020 dejaron fuera a las comunidades de bienes, lo cual generó numerosas quejas. De este modo, ahora quedan recogidas en la convocatoria de este año a través de un cambio en las bases que persigue que las ayudas para superar la pandemia lleguen a un abanico de personas lo más amplio posible.

La finalidad de esta inyección de liquidez es que las pequeñas empresas lo dediquen a gastos corrientes como el alquiler del local, suministros, gastos de comunicación, pagos de cuotas a la Seguridad Social, gastos relacionados con la transformación digital de los negocios y otros gastos corrientes como limpieza, seguridad u otros conceptos similares.

Desde los sectores afectados aplauden la intención municipal de culminar los pagos en noviembre, aunque lamentan que en algunos casos dichas ayudas no lleguen a tiempo para intentar salvar negocios cuyas persianas fueron empujadas hacia abajo por el virus. “Nos vendrá bien, pero para algunos ya no les servirá de nada”, apunta un hostelero que cerró uno de sus locales el pasado enero.

El nuevo plan de empleo, otro balón de oxígeno económico

Los impulsos locales para la recuperación económica de Oviedo llegarán por partida doble en el mes de noviembre, pues además de la inyección de 2,5 millones de euros en ayudas para las pequeñas empresas y autónomos afectados por el coronavirus está previsto el inicio de un nuevo plan de empleo denominado “Oviedo te cuida”, que supondrá 100 contrataciones de un año, como ya adelantó LA NUEVA ESPAÑA. La concejalía de Economía y Empleo utilizará 70 de las incorporaciones para poner en marcha una especie de batallón municipal de cuidadores entre cuyas funciones estará la de ayudar con la compra o dar paseos con personas mayores. Los 30 trabajadores incorporados, todos ellos con experiencia en el sector de la construcción, se encargarán de realizar mejoras en la zona rural del municipio.

Compartir el artículo

stats