Suscríbete

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Un espacio municipal para emprendedores, segundo proyecto de Incyde para La Vega

Las Cámaras plantean que el Ayuntamiento rehabilite con fondos de la UE una nave junto a la futura bioincubadora de la Consejería de Ciencia

Vista aérea de la Fábrica de Armas de La Vega. | LNE

Suenan tambores de acuerdo entre las administraciones para reordenar la vieja Fábrica de Armas de La Vega y los agentes económicos del Principado ya van pensando en “el después”. La Fundación Incyde, como adelantó ayer LA NUEVA ESPAÑA, puso ayer sobre la mesa de la Consejería de Ciencia el proyecto de convertir una de las naves del viejo recinto fabril en una incubadora de alta tecnología vinculada a las ciencias de la salud, un espacio “de transferencia de conocimiento” en el que las agencias científicas de la administración desarrollen proyectos conjuntos con empresas con trayectoria en el sector. La idea de las Cámaras de España, que plantean utilizar el nuevo tramo de financiación de los fondos FEDER para pagar la rehabilitación de parte la vieja fábrica, es crear un vivero de empresas municipal en otra de las naves. Una infraestructura para emprendedores que pueda dialogar con el centro de alta tecnología.

La “bioincubadora” es un proyecto del que será beneficiaria la Consejería de Ciencia, que compartirá el protagonismo con la Finba (Fundación para la investigación e innovación biosanitaria del Principado de Asturias). El Principado apoya el proyecto, aunque de fallar a última hora el acuerdo por los terrenos de la vieja fábrica del Ministerio de Defensa, la infraestructura cofinanciada con Europa se ubicará en otro espacio de la zona del HUCA.

La Fundación Incyde y la Cámara de Comercio de Oviedo pretenden sentarse con el Ayuntamiento para perfilar un proyecto que quieren que complemente el complejo de la incubadora. Este último plan ya lo intentaron en el pasado de la mano del Instituto Oftalmológico Fernández-Vega, pero el proyecto para crear un gran banco de córneas en la ciudad con fondos europeos se truncó. Asturias, sin embargo, consiguió esos fondos y la incubadora empresarial regional terminó recalando en Gijón.

Ahora, el Ayuntamiento y Defensa tienen que cerrar los flecos del futuro convenio para reordenar los terrenos. Según lo que se ha ido avanzando hasta ahora, unas naves serán de titularidad municipal y tendrán usos culturales, otras se dedicarán a un “parque empresarial” al que parece que le van saliendo los primeros candidatos y, en la parte baja, Defensa mantendrá una parcela edificable a la que le quieren sacar rentabilidad a cambio de no recibir un pago directo por desprenderse de su patrimonio. El acuerdo, como se repite desde hace meses “está cerca”.

Desde el grupo municipal Somos señalaron que, aunque les parece positivo que la Consejería de Ciencia plantee crear “incubadoras de innovación para La Vega y que en su desarrollo participe la Universidad, el CSIC o la Finba” pero rechazan que este modelo se acompañe de empresas privadas. Esta es una apuesta que Somos califica de “preocupante”, pero que Incyde considera imprescindible para que el proyecto llegue a conseguir unos fondos que se obtienen por concurrencia competitiva.

Compartir el artículo

stats