Los funcionarios municipales que puedan trabajar desde casa deberán volver a hacerlo, al menos, hasta el 14 de febrero. La concejalía de Interior, que dirige el teniente de alcalde Mario Arias, mandó ayer una instrucción a los empleados del Ayuntamiento en la que les insta a recuperar el régimen de teletrabajo como medida para prevenir contagios por coronavirus.

El edil del PP alcanzó esta semana un acuerdo con los representantes de los trabajadores para recuperar el régimen de trabajo remoto. El acuerdo viene de una orden de la Secretaría de Estado de Función Pública sobre Revisión de las medidas frente al coronavirus y se hará efectivo hoy.

La instrucción del teniente de alcalde preserva el derecho de los ciudadanos a mantener el acceso libre a los registros y centros de atención al público, por lo que no debería afectar al funcionamiento normal de los servicios municipales.

La vuelta al teletrabajo, que en un primer momento adoptaron los concejales debido a varios casos positivos en la Corporación, se traslada ahora a los funcionarios.

La orden del concejal de Interior se podrá ir prorrogando por periodos de 14 días naturales, por lo que no se sabe lo que durará la nueva situación de trabajo remoto en la Casa Consistorial. Ahora, tanto las comisiones como las juntas de gobierno o los Plenos se estaban celebrando a través de las pantallas.