Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Jorge Martínez | Cantante de «Ilegales», actúa mañana en La Ería

"Somos como Dorian Gray pero al revés, envejecemos pero nuestras canciones no"

"Son cuarenta años en los escenarios, la banda tiene pasado y lo utiliza como referencia, el presente está hecho de pasado y de futuro"

Jjorge Martínez en El Fontán. | Luisma Murias

A Jorge Martínez (Avilés, 1955) la pandemia le trastocó los planes pero Jorjón no es un tipo que se dé fácilmente por vencido así que tras el parón volvió a poner a punto las guitarras y se lanzó a "La lucha por la vida", una gira que le está dando muchas alegrías. Mañana "Ilegales" desplegará artillería pesada en el recinto de La Ería (22.30 horas). A las 21.00 horas, "Loquillo" abrirá la sesión.

–¿Cómo va esa lucha por la vida?

–La tensión vital sigue manteniéndose. Las circunstancias adversas son muy constantes y las vamos venciendo con ese pulso diario. El disco está yendo muy bien. No nos corresponden todas las medallas porque hemos tenido potentísimas ayudas externas.

–¿Cómo se fraguaron esas colaboraciones con Calamaro, El Loco, "Vetusta Morla", El Niño de Elche, Dani Martín o Carlangas ("Novedades Carminha")?

–La inspiración fue ver las versiones que había por ahí, en internet. No somos uno de los grupos más versioneados pero sí que más de lo que yo creía. Empezamos a fantasear con llamar a este o al otro para hacer tal o cual canción. Queríamos los mejores especialistas en cada tema.

–Pero la única canción antigua es "Ángel exterminador", con Bunbury.

–Sí, es la única. Quería revisarla. Es una canción compuesta en el 78, que se grabó luego en 1979. Más tarde la recuperamos, en el 88, y volvimos a grabarla para "Chicos pálidos para la máquina". La primera versión era muy saltarina, muy nuevaolera, adelantándose a la Movida. La hacíamos con mucha solemnidad, nos pasábamos un poco. Hablando con Enrique (Bunbury) decidimos darle el punto exacto. Juan Flores consiguió hacer el solo de saco menos agónico.

–Poco después Bunbury anunció que dejaba de cantar.

–Yo creo que va a volver a cantar y pronto. La garganta es tremenda. Hay que enfrentarse a viejas grabaciones para recuperar los recursos de hace años.

–El pasado de “Ilegales” son nada menos que 40 años.

–La banda tiene un pasado y lo utiliza como referencia, el presente está hecho de pasado y de futuro. Cuarenta años son muchos pero somos artistas de largo recorrido y las canciones se mantienen frescas, a los jóvenes le parecen recién salidas del horno, es como Dorian Gray pero al revés, las canciones no envejecen pero nosotros sí.

–Pues parece que están en plena forma.

–Hay que mantenerse en forma. No son los conciertos de los 80, que llevaban a pasar de las dos horas pero cuesta trabajo y hay momentos de cierto sofoco.

–Hace unos meses tuvo un susto con la salud.

–Ya está todo en orden. Al que ha de vivir no le hieren las balas. Tuve un problema y a los cuatro días quería estar tocando pero los médicos se horrorizaron, a los diez días estaba en el escenario.

Compartir el artículo

stats