Suscríbete La Nueva España

La Nueva España

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El Rector impide visitar Minas tras conocer que iba Canteli y este estalla: "Es el anti-Oviedo"

"No vamos a consentir usar el centro con fines partidistas", asegura Villaverde tras justificar la cancelación por cuestiones de ahorro energético

Por la izquierda, José Luis Costillas, Francisco Javier Iglesias, Alfredo Canteli, Juan Carlos Rodríguez-Ovejero y Mario Arias, a la entrada de Minas. | LNE

La guerra entre el Alcalde y el Rector por el traslado de la Escuela de Minas a Mieres vivió una nueva vuelta de tuerca con motivo de la Noche Blanca. La decisión de Ignacio Villaverde de suspender las visitas al centro de la calle Independencia, tras conocer que iba a participar en las mismas Alfredo Canteli, generó en la tarde de este sábado la respuesta airada del máximo representante municipal. "Es el Rector anti-Oviedo", sentenció el regidor, provocando minutos después la réplica del dirigente académico, que previamente había justificado la cancelación del acto por cuestiones de ahorro energético y falta de información por parte del centro. "No vamos a consentir usar el centro con fines políticos y partidistas y menos para atacar a la Universidad", declaró desvelando el verdadero motivo por que las visitas se cayeron del programa.

Aunque la suspensión de las visitas se conoció unas horas antes, el Alcalde se plantó a la puerta de Minas a las ocho menos diez junto al presidente de la Fundación Ópera de Oviedo, Juan Carlos Rodríguez-Ovejero. "Él estudió aquí y quería hacer esta visita un poco como homenaje", explicó, subrayando que se trataba de una parada más de un recorrido que ambos tenían previsto a título particular, mostrando así su incredulidad por la decisión de Villaverde, al que criticó duramente. "Estamos ante la noche negra del rector en Oviedo. No solo nos quiere robar la Escuela, sino que además nos secuestra su espíritu y boicotea una gran fiesta cultural como es la Noche Blanca", declaró arropado por el director de la Escuela, Francisco Javier Iglesias, que afirmó, en contra de lo dicho por la Universidad, que contaban con el permiso del Rectorado desde julio. "Para nosotros era una oportunidad de demostrar que no somos una escuela obsoleta como algunos dicen en los medios", apuntó Iglesias, lamentando la decisión "directa del Rector" de impedir la jornada de puertas abiertas en el centro.

En sus declaraciones posteriores, Villaverde admitió que la Escuela había solicitado permiso, pero puntualizó que no habían informado de la visita "unilateral" del Alcalde. "No se especificó el tipo de actividad", dijo para, seguidamente, afear el comportamiento de la dirección de la Escuela. "Últimamente se ha hecho costumbre que en este centro actúen al margen de cualquier criterio y sentido mínimo de la lealtad e institucionalidad", criticó, evitando una respuesta directa a las críticas de Canteli por la cancelación. "No voy a entrar a valorar las salidas de tono de un Alcalde que cada vez ser caracteriza más por este tipo de reflexiones y de reacciones", sentenció.

Compartir el artículo

stats