El Ayuntamiento de Oviedo instalará 330 detectores de incendios en sendas viviendas dentro de una campaña lanzada por Mapfre y la Asociación Profesional de Técnicos de Bomberos (APTB) para reducir al máximo los fallecimientos por asfixia en el domicilio. Carlos García, presidente de APTB, presentó la campaña este miércoles por la mañana en el cuartel de Rubín de Oviedo, acompañado por el Alcalde de Oviedo, Alfredo Canteli. La intervención parte de un contexto en el que el 50% de las víctimas de incendios en los hogares tienen más de 65 años, por eso las personas mayores son la prioridad de esta actuación.

APTB ha realizado un estudio de víctimas y el objetivo de esta campaña de detectores es "reducir al máximo el número de víctimas en el hogar, hasta dejarlo en cero". El año pasado, explicó García, de las 204 personas fallecidas por un incendio, 152 perecieron dentro de sus casas. Asturias no es de las peores comunidades, el año pasado, dentro de esta casuística de fuegos en el domicilio, hubo 6 víctimas mortales, 4 de ellos de más de 65 años. La región tiene una tasa de 2,97, octava en el ranking nacional donde la media supera los tres puntos. Ninguno de estos fallecidos está vinculado a Oviedo, donde en los últimos dos años no se han registrado fallecimientos de este tipo. En todo caso, la estadística dice que la mayor parte de esas muertes se producen de noche, entre las 4 de la madrugada y las 8 de la mañana, y que dos de cada tres muertes se producen por asfixia.

La presencia de los detectores en los hogares podrían evitar todas estas muertes. El programa piloto de instalación de las primeras unidades en viviendas donde viven personas especialmente vulnerables se desarrollará en Alicante, Córdoba y Oviedo. El director general de la zona noroeste de Mapfre, Luis Gutiérrez, insistió en las bondades que, desde la prevención, aportan los detectores y celebró la colaboración del Ayuntamiento de Oviedo y de Protección Civil para llevar a cabo esta iniciativa.

El acto contó también con la presencia del jefe de Bomberos de Oviedo, Luis Díaz Montes, y con el responsable de Protección Civil en el municipio, Gonzalo Míguez.