24 de febrero de 2017
24.02.2017

Un escenario propicio

El Reus, rival hoy del Oviedo, no ha sumado ni el 50% de los puntos como local y es el cuarto peor equipo de la categoría en su campo

24.02.2017 | 01:59
Un defensa del Reus trata de quitarle el balón a Michu.

Anduva es ya considerado por muchos como el necesario punto de inflexión de la temporada. El partido que debe cambiar la tendencia del curso y convertir, ahora sí, al Oviedo en un serio aspirante al ascenso. Si lo de Miranda fue un examen superado, lo de Reus se presenta como la prueba de la confirmación. Los azules llegan a la cita en el mejor momento de la temporada, lo dicen los números, y con la sensación de que los fichajes de invierno y la acumulación de resultados positivos ha hecho crecer al equipo. Pero la competición no se detiene y hoy, en una jornada inusual, toca una nueva batalla. El Oviedo visita Reus con la intención de seguir anclado a los puestos de cabeza y el escenario, si se analizan los números con detenimiento, invita a pensar en una buena noche para los azules.

Fernando Hierro suele insistir en la idea de que lo sucedido antes no cuenta cuando el balón echa a andar. Que la dinámica se detiene con el pitido inicial del árbitro. Pero los datos también sirven para detectar los problemas de los equipos y el del Reus, esta temporada, está en su rendimiento como local. En el Municipal de Reus, los de Natxo González acumulan cuatro victorias, seis empates y tres derrotas. Han sumado 18 puntos en los 13 encuentros disputados hasta la fecha ante su gente, lo que significa el 46,1% de los puntos en juego. El rendimiento en su campo es muy diferente al del Oviedo, que hasta la fecha suma 30 de 42 puntos, es decir el 71,4% de los puntos en juego.

En toda la competición, solo hay tres equipos que presentes peores números como local. El Córdoba solo ha hecho 13 puntos en el Arcángel; mientras que UCAM, 16 puntos, y Nàstic, 17; también firman peores números que el Reus.

Otro punto que diferencia a los dos contendientes es el momento de forma. Para el Oviedo, las dudas han quedado atrás y navega a velocidad de play-off: acumula tres victorias consecutivas por primera vez en la temporada y ha logrado cinco triunfos en los seis últimos partidos. Para el Reus, la dinámica es la contraria: no conoce la victoria en las cinco últimas fechas, en las que ha logrado cuatro empates (1-1 ante el Mallorca, 1-1 contra el Mirandés, 1-1 frente al Getafe y 0-0 en Cádiz) y una derrota (1-0 en Soria). Los catalanes, un recién ascendido que sorprendieron al inicio de temporada colándose en los primeros puestos (incluso ganaron 0-1 en el Tartiere), navegan ahora en la 11.ª posición, con un colchón importante sobre los puestos de descenso: le sacan 7 puntos al 19.º.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook