10 de mayo de 2017
10.05.2017

Un play-off a la baja

El Huesca tiene a estas alturas la peor puntuación de un sexto clasificado en los últimos tres años

10.05.2017 | 01:29
Un play-off a la baja
Saúl Berjón, con el balón, durante el partido ante el Huesca en el Carlos Tartiere.

Los números del año pasado y del actual son muy similares para los equipos que están luchando por entrar en el play-off de ascenso a Primera. Esta temporada el Huesca, que ocupa en estos momentos el sexto puesto, tiene sólo un punto menos que el sexto de la pasada campaña, que era precisamente el Oviedo.

Una Segunda en la que estas cuatro últimas campañas los equipos han llegado a estas altuas con menos puntos que en las dos anteriores. Los 61 puntos que llevaba en la 37ª. jornada el sexto clasificado en las campañas 2011-12 y 2012-13 han ido bajando, siendo la 2013-14 la de menor puntuación de esta última etapa. Aún así, el Oviedo no entraría entre los seis primeros clasificados en niguna de esas seis últimas temporadas con los 53 puntos que lleva actualmente. Pero en todas ellas estaría muy cerca de lograrlo.

La referencia más inmediata, la de la pasada campaña, la marca precisamente el Oviedo. El conjunto azul llevaba 56 puntos a estas alturas y era el sexto clasificado. El desenlace no fue el deseado para los azules puesto que perdieron cuatro partidos y sólo ganaron uno de los cinco últimos que disputaron. Los azules atraviesan ahora por un bache similar al que sufrieron en el final de la pasada temporada: han sumado uno de los doce últimos puntos posibles. Siguiendo con la referencia de la pasada temporada, el Oviedo necesitaría sumar once puntos en los cinco últimos encuentros para alcanzar el sexto puesto que terminó obteniendo el Osasuna, precisamente el equipo que al final consiguió el ascenso a Primera.

Hace dos temporadas la sexta plaza estaba también en 56 puntos a estas alturas. En este caso era el Zaragoza el que ocupaba esa posición. El conjunto maño acabó manteniendo esa sexta plaza a pesar de terminar la tempora con unos resultados bastante pobres. Sólo sumó cinco puntos en las cinco últimas jornadas y aún así consiguió luchar por el ascenso con 61 puntos. Al final fue Las Palmas el equipo que logró subir.

La gran diferencia entre esta temporada y la anterior la están marcando los equipos que pelean por el ascenso directo. El Levante, ya ascendido, lleva 77 puntos a falta de cinco jornadas para acabar la Liga, dos más de los que necesitó el Alavés la acabar primero la pasada temporada y tres más de los que necesitó el Leganés para conseguir el ascenso directo como segundo clasificado. El Girona, segundo, lleva a estas alturas 68 puntos y ocupa la segunda posición. La pasada temporada, con esos mismos puntos en la 37ª. jornada sería el líder destacado (llevaría cuatro puntos más que el Leganés, líder en ese momento de la Liga). El Girona, con siete puntos sobre el Getafe, tiene muy de cara certificar también su ascenso a Primera División.

El Oviedo, por su parte, necesita cambiar la dinámica de estas últimas jornadas para no verse superado por más equipos en la lucha por entrar en promoción. El partido del sábado ante el Nástic se presenta determinante más aún teniendo en cuenta que dos de los equipos que le superan en la clasificación, el Huesca y el Tenerife, se enfrentan entre sí. Los azules deben aprovecharlo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas